NEGOCIOS

Lanzan sugerencia de aumentar a 70% contenido regional en automotriz.

 

México y Canadá tendrán que ceder en el tema de reglas de origen en la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLC), dijo Flavio Volpe, presidente de la Asociación de Manufactureros de Autopartes de Canadá.

 

En el cuarto día de la segunda ronda de negociación, que se lleva a cabo en la Ciudad de México, se está discutiendo este tema, pero difícilmente se logrará algún acuerdo en esta ronda, anticipó.

 

El asunto es delicado, dijo, y los antecedentes dicen que este asunto toma tiempo. Previó que será casi inevitable modificar las reglas de origen, simplemente por el cambio en la manufactura.

 

“En el negocio automotriz los contratos duran de 4 a 7 años y después renegociamos las condiciones en un periodo de tiempo mucho más corto. Creo que es razonable que veamos las reglas de origen y las modernicemos; un automóvil hecho hoy luce muy diferente de como lo hacía en 1994”, dijo.

 

Además, se trata de hacer más eficiente la producción de autos en la región, que ha sido uno de los sectores más favorecido con el Tratado.

 

“Habrá que intentar que los tres países puedan asentar esa realidad en el Tratado y satisfacer a nuestros socios estadounidenses, ya que todos estamos en el mismo negocio de vender automóviles.

 

“Así que es una expectativa razonable esperar reglas de origen modernas, así como una manera de crear un marco de actualización a futuro que sea más eficiente que esperar otros 23 años”, dijo durante la víspera de la negociación.

 

Actualmente circulan algunas ideas de cuánto se espera que suban las reglas de origen, situando el contenido de producción hecho en América del Norte en alrededor del 70 por ciento, pero no hay una cifra que se haya confirmado como oficial.

 

Esto fue confirmado por Volpe, quien indicó que el mensaje de Estados Unidos siempre ha sido incrementar el contenido regional para esta industria, pero han sido cautelosos en no mencionar un dato exacto.

 

“Sabemos que en Estados Unidos quieren más contenido norteamericano, resultados más dinámicos y actividad más sustantiva. Los canadienses y mexicanos entienden que tendremos que ceder un poco para que los estadounidenses se sientan satisfechos”.

 

“Toca ahora que ellos describan sustantiva y cuantitativamente qué es lo que quieren”, explicó en entrevista durante la víspera de la negociación.

 

En esta segunda ronda de negociación, apenas se está comenzando a trabajar a profundidad en el tema y la expectativa es que sea hasta la cuarta o quinta ronda donde se haga una propuesta formal.

Escrito por Ulises Díaz / Agencia Reforma

Reportero de Reforma


Twitter

Facebook