NACIONAL

Márquez no puede ir ni al cajero y, según fuentes cercanas a la familia, ayer no tenía efectivo ni para el gasto de su casa.

 

GUADALAJARA.- Se acabaron las rotaciones: Rafael Márquez no tiene dinero y su carrera futbolística pareció llegar a su fin. El Departamento del Tesoro congeló sus cuentas bancarias en EU tras acusarlo de prestanombres del capo Raúl Flores. De manera automática, Hacienda hizo lo mismo con sus cuentas en México.

 

Márquez no puede ir ni al cajero y, según fuentes cercanas a la familia, ayer no tenía efectivo ni para el gasto de su casa. El Atlas lo separó del plantel hasta que arregle sus problemas legales, para lo cual le deseó mucha suerte.

 

Y sus dos principales patrocinadores, Nike y Gillette, le informaron que se verán obligados a cancelar su patrocinio por las restricciones de la OFAC, de acuerdo con allegados al jugador.

Escrito por Juan Raúl Rivera / Agencia Reforma

Reportero de Reforma


Twitter

Facebook