Tiene NAIM riesgos administrativos: IMCO

50
G05091449.JPG MÉXICO, D.F. Transportation/Transportes-Aeropuerto.- El pasado miércoles, se anunció la construcción del nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, que se realizará sobre cuatro mil 430 hectáreas federales que se ubican en la zona contigua a la actual terminal aérea. Foto: Especial

Mañana se instalarán mil 73 mesas, repartidas en los 32 estados del país, para llevar a cabo el referéndum sobre el futuro del Nuevo Aeropuerto Internacional de la CDMX.

 

POR: RICARDO HERNÁNDEZ

CANCÚN, Q. ROO.- La construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM), sobre el cual se realizará mañana una consulta popular para decidir si continuar con el proyecto o no, tiene riesgos e ineficiencias administrativas, informó ayer el Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO).
 
Mañana se instalarán mil 73 mesas, repartidas en los 32 estados del país, para llevar a cabo el referéndum sobre el futuro del NAIM: se votará si el ciudadano prefiere que se continúe con la magna obra o si, por el contrario, desea que habiliten el aeropuerto de Santa Lucía, Estado de México, en su sustitución.
 
Quintana Roo contará con 18 mesas en ocho de sus municipios para que los ciudadanos puedan ejercer de este 25 hasta el 28 de octubre, de las 8:00 a las 18:00 horas, su voto sobre el tema. La ubicación de las mismas puede consultarse en la página www.mexicodecide.com.mx.
 
Entre los riesgos mencionados en el estudio del IMCO figura la falta de competitividad en la adjudicación de contratos, una insuficiente estructura de control interno y vigilancia, además de que se carece de un plan de movilidad consolidado a dos años de su apertura.
 
“Sin una red de transporte masivo, los cerca de 68 millones de pasajeros y 50 mil empleados no tendrán formas seguras y eficientes de llegar a las instalaciones”, se lee en el informe.
 
Aunque el IMCO celebra que el 90 por ciento del monto de contratos públicos analizado se haya adjudicado a través de licitación pública, hubo 157 contratos (de 320 analizados) que se adjudicaron de manera directa.
 
En 25 de los procedimientos que representaron un monto de 3 mil millones de pesos tuvieron menos de cuatro días entre la publicación de la convocatoria y la entrega de proyectos. En otros 24 (de 4.2 millones de pesos) tuvieron menos de 10 días.
 
Ahora bien, la saturación del NAIM es una realidad: aunque su capacidad es de 32 millones de pasajeros y 365 mil vuelos al año, en 2017 superó los 44 millones de pasajeros y los 449 mil vuelos.
 
La demanda estimada para 2021 es de  55 millones de pasajeros anuales y aproximadamente 600 mil toneladas de carga.
 
“Lo anterior puede materializarse en un riesgo de seguridad para los pasajeros y operaciones. Debido a la creciente demanda, es necesario aumentar y agilizar las operaciones de transporte aéreo en México, sin sacrificar la seguridad de los usuarios”, alerta el IMCO.
 
La inversión necesaria para concretar dicha megaobra se incrementó de 169 a 285 mil millones de pesos; es decir, un 70 por ciento. Esto se debió a que el costo original de 13 mil millones de dólares fue calculado con un tipo de cambio de 12.7 pesos por dólar en 2014.
 
El 10 por ciento del total es financiado con inversión pública, mientras que el otro 90 por ciento es inversión privada.
 
El Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México reportó que ya se cuenta con los recursos para el 70 por ciento del costo total de la obra, por lo que restaría conseguir el 30 por ciento.
 
Las fuentes de las que se obtendrán los 88 mil millones de pesos restantes son: 10 mil 750 millones de pesos captados de la Tarifa de Uso de Aeropuerto (TUA) interconexión; 32 mil 250 millones de pesos de una nueva emisión de FIBRA E; y 65 mil millones de pesos de la concesión del Centro de Transporte Terrestre, la cancelación del contrato con Aeropuertos y Servicios Auxiliares (ASA) y de la monetización de terrenos del AICM y de Ciudad Aeropuerto.
 
Se contempla un excedente de 20 mil millones de pesos a utilizarse como margen por variación de costos.
 
“Es importante subrayar que el costo aproximado de cancelación del NAIM es de 120 mil millones de pesos, que corresponde a 58 mil millones ya pagados, más las penas y el monto por gastos no recuperables, que se generarían por la cancelación de contratos proporcionales al monto comprometido de 102 mil millones y liquidación de trabajadores. El costo de cancelación equivale al 42% de la inversión total del NAIM sin edificarlo”, detalló el reporte.
 
Se informa que México ocupó en 2017 el lugar 67 de 137 en calidad en infraestructura aeroportuaria y el lugar 51 en competitividad, según el Foro Económico Mundial.
 
Es el último lugar en logística comercial entre los 36 países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE).