Doce años de abandono en infraestructura rural.

68

Los recursos no llegaron a su destino y los campesinos sufren por ello.

 
EUGENIO PACHECO
CHETUMAL, Q. ROO.- La demanda por parte de campesinos para reconstruir al menos 800 kilómetros de caminos saca cosechas o de las zonas de trabajaderos en el campo de Quintana Roo sólo puede ser atendida en menos del uno por ciento en cada año, reconoció el titular de la Secretaría de Desarrollo Agropecuario, Rural y Pesquero (SEDARPE), Pedro Pérez Díaz.
 
De acuerdo con el funcionario estatal, en la atención de esta infraestructura rural existe un retraso de al menos 12 años, es decir de las administraciones priistas de Félix González Canto y Roberto Borge Angulo.
 
Mencionó que existe una denuncia ante la Fiscalía General del estado por irregularidades financieras de hasta 3 mil 200 millones de pesos, que incluye recursos no comprobados, o que no se ejercieron correctamente a donde estaban dirigidos, entre ellos la recuperación de una parte de los propios caminos.
 
Sobre la falta de atención a las vías, indicó que es parte de la denuncia presentada a través de la Secretaría de la Contraloría, toda vez que existe documentación e informes que refieren la realización de obras de reconstrucción o recuperación para los trabajaderos.
 
Y aunque esos reportes e informes aseguran la inversión de millonarios recursos, físicamente no existe ninguna evidencia del ejercicio y gasto de ese dinero, motivo de la denuncia formal ante la Fiscalía.
 
En esta denuncia por desvió de recursos que supuestamente fueron invertidos entre 2014 y 2016 para la reconstrucción de caminos saca cosechas, que nunca se realizaron, se incluye también los que se defraudaron utilizando el pago de apoyos a proyectos agropecuarios que tampoco se realizó. Debido a ello más de 10 mil campesinos no tienen la posibilidad de poder ser beneficiados con recursos dirigidos al agro quintanarroense, confirmó Pedro Pérez.
 
“Hoy las condiciones de estos caminos son muy deplorables y la intención del gobierno es que podamos atender acorde a las circunstancias y a los recursos que se destinen a este rubro para poder para poder dar atención prioritaria a los municipios”, señaló.
 
El servidor público apuntó que desde el inicio de esta administración han recibido cientos de solicitudes respecto a la reparación de entre 800 y 900 kilómetros de caminos, y en esos planteamientos se refiere que hasta por 12 años no se ha invertido ni un peso en dar mantenimiento a esa infraestructura, principalmente en los municipios del sur del estado.
 
Dio a conocer que el gobierno estatal ha invertido 30 millones de pesos anuales en 2017 y 2018 para atender la red de caminos rurales, y sólo se ha podido atender 70 kilómetros, que representa menos del uno por ciento anual de lo que debe realizarse.
 
Consideró que para dar atención a los caminos más deteriorados se requieren al menos 400 millones de pesos. Al referirse a otras irregularidades denunciadas, confirmó que los campesinos de varios municipios del estado, que fueron utilizados por el gobierno en la administración anterior para desviar recursos dirigidos al campo, no podrán ser beneficiados con ningún programa oficial, hasta que se resuelva la denuncia presentada por esas ilegalidades en contra de algunos exfuncionarios de la SEDARPE, antes SEDARU.