Eddie Gómez, la voz del contrabajo

70

Cuando Eddie Gómez pulsa las cuerdas de su contrabajo puede ser que más bien piense que está cantando. “Eso es parte de mi expresión: cantando sin letras”, acepta.

POR: ERIKA P. BUCIO/AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.- Cuando Eddie Gómez (Puerto Rico, 1944) pulsa las cuerdas de su contrabajo puede ser que más bien piense que está cantando. “Eso es parte de mi expresión: cantando sin letras”, acepta.
 
Un veterano del jazz, reclutado a los 21 años por Bill Evans, en cuyo trío permaneció durante una década, y que llevó más allá las posibilidades de su instrumento a partir de la voz. Y no se cansa de repetir que vale la pena escuchar a los buenos cantantes. Su lista es larga: desde Frank Sinatra y Nat King Cole hasta María Callas y José Carreras.
 
“Desde jovencito, mi mamá me cantaba. Ahí se me metió la idea de la melodía”, dice en conferencia de prensa. “Los cantantes son una joya: van directamente al corazón”.
 
Regresa a México con su trío, formado con el pianista Stefan Karlsson y el baterista Jimmy Cobb, para alternar con la Orquesta Nacional de Jazz de México (ONJMx) en un concierto en el Centro Cultural Roberto Cantoral, el 19 de noviembre a las 20:00 horas, que incluirá arreglos de piezas de Gómez, como su célebre Cheeks, que escribió en honor de Dizzy Gillespie, además de piezas originales del baterista Rodrigo Villanueva y de la ONJMx.
 
“Ya escuché un poquito de los arreglos y la banda suena con un nivel súper alto”, alabó.
 
Gómez aprovecha su estancia en la Ciudad de México para grabar un nuevo disco con Triology, que formó Pablo Prieto y Alberto Medina.