Obstruye Hidalgo inversión para gas

79

Frena Transcanada obras por mil mdp por conflictos con comunidades.

Mayela Córdoba/ Reforma

La multinacional Transcanada detuvo la construcción de dos gasoductos en los estados de Hidalgo y Puebla, cuya inversión conjunta suma mil 12 millones de dólares.

La empresa motivó su decisión en los obstáculos que ha encontrado para desarrollar los proyectos y la falta de interés del Gobierno de Hidalgo para resolver los conflictos con distintos municipios. Se trata de los gasoductos Tuxpan-Tula y Tula-Villa de Reyes, cuyos avances son de 86 por ciento y 65 por ciento, respectivamente, según informó la empresa.

Ambos acumulan un retraso de 56 meses y transportarían gas natural para la Comisión Federal de Electricidad (CFE), cuyos costos de generación aumentan al tener que usar combustóleo. “Dadas las circunstancias que imperan en el Estado de Hidalgo, en conjunto, nuestros proyectos han excedido los tiempos estimados de construcción por más de 56 meses y consecuentemente los costos asociados al retraso”, explicó Transcanada por escrito.

El cálculo del impacto que hizo la propia CFE es de 8 millones de dólares diarios en costos adicionales de generación. A ello se suman 2 millones de dólares mensuales por cargos fijos al transportista que por fuerza mayor no entrega el energético, agregó.

El gasoducto Tuxpan-Tula registra un retraso de dos años en la consulta indígena que la Secretaría de Energía debió haber realizado en cuatro municipios de Puebla y dos de Hidalgo.

Contra las consultas de ese proyecto hay además 5 amparos y pretensiones desmedidas en un ejido del municipio de Zapotlán de Juárez, que pide 500 millones de pesos por la servidumbre de paso en 7 kilómetros, explicó la CFE.

Para Tula-Villa de Reyes se trata de cobros arbitrarios de permisos de construcción por el municipio de Nopala de Villagrán, equivalentes a 92 millones de pesos, falta de definición de límites con el municipio de Huichapan, y la solicitud de pago de 900 millones de pesos por permitir el paso por 7 brechas en el ejido San Francisco Bojav, en Tula de Allende.

En Hidalgo también está detenida la construcción del Ramal Tula y en Sonora, el Guaymas-El Oro, de IEnova.