Impacta violencia en gasto de la IP

63

Invierten sobre todo en guardias, rastreo de vehículos y videovigilancia.

 
Frida Andrade/ Reforma
Ante la inseguridad que vive el País, cada vez más empresas destinan recursos para protegerse del crimen, de acuerdo con diversas mediciones. En 2016, el 10 por ciento de las compañías destinaban entre 5 y 10 por ciento de su gasto de operación anual a medidas contra la inseguridad.
 
Para 2018, la proporción se elevó a 28 por ciento, según el Sondeo de Seguridad Empresarial 2018, presentado por American Chamber México (Amcham). En el sondeo participaron 415 empresas y el 60 por ciento sonn de origen extranjero; fue aplicado del 17 de abril al 1 de junio de este año.
 
En 2017, el costo total a consecuencia de la inseguridad y el delito en empresas representó 156 mil millones de pesos, 0.86 por ciento del PIB, según la Encuesta Nacional de Victimización de Empresas (ENVE) del Inegi. Marcelo Hernández, presidente del comité de seguridad de la Amcham, urgió a revertir esta situación.
 
“Hoy, si quieres venir a hacer negocios en México tienes que considerar los gastos de seguridad. Estamos todavía dentro de un ámbito manejable.
 
Pero ya se tiene que revertir la tendencia sí o sí en los siguientes dos años”, demandó. Además de la inversión en cursos para fomentar la cultura de la legalidad entre sus empleados, PepsiCo también ha destinado recursos para implementar tecnología en sus transportes como GPS, indicó Dagoberto Santiago, director senior de seguridad corporativa de esa empresa.
 
Del total de las compañías, la mayoría invierte en controles de acceso, pues representa el 24.8 por ciento de las herramientas usadas para combatir la inseguridad, seguido de los circuitos cerrados de television con el 20.6 por ciento y guardias de seguridad con el 13.3 por ciento, según el sondeo.
 
En otro caso, este año, los gastos de seguridad de una de las empresas chocolateras del País se incrementaron alrededor del 50 por ciento respecto a los reportados hace 8 años.
 
Por ejemplo, ahora deben pagar hospedaje y viáticos para sus repartidores que ya no pueden viajar de madrugada, refirió el director general de dicha compañía que solicitó el anonimato.
 
La contratación de servicios de seguridad privada se incrementó 18 por ciento en 2018, respecto a 2017, en especial en los estados del norte y Bajío, por el alto número de asaltos a camiones de carga y tráilers, según la Asociación Mexicana de Empresas de Seguridad Privada.