Gruñen los Osos en Detroit

56

Con un mariscal bastante añejo en la banca, los Bears se quedaron con la victoria.

 

POR: STAFF/LUCES DEL SIGLO

DETROIT, E.U.-El mariscal Chase Daniel y los Bears tuvieron muchos motivos para agradecer y celebrar en el Día de Acción de Gracias en Estados Unidos. El pasador volvió a jugar un partido como titular luego de dos años sin actividad y además ayudó a su equipo a conseguir la victoria 23-16 ante los Lions, que venían con la moral alta tras ganarle a Carolina en la jornada anterior.
 
Como líderes de la División Norte, el equipo de Chicago veía como una baja sensible la pérdida del mariscal Mitchell Trubisky; por lo que las 230 yardas y dos pases para anotación de Daniel resultaron en un gran alivio para los “teloneros” de la jornada del jueves.
 
Daniels inició su tercer juego en toda su carrera, el mariscal había lanzado tres pases en los últimos cuatro años. Desde que llegó como agente libre en el 2009 con los Redskins, ha estado en cuatro equipos diferentes antes de arribar a Chicago, donde al fin pudo mover el brazo un poco más.
 
Sin embargo los Lions también tuvieron ausencias que pesaron en el juego, el corredor Kerryon Johsnon y el receptor Marvin Jones, ambos fuera por lesiones en la rodilla.
 
Este fue el quinto triunfo consecutivo de los Bears, mientras que Detroit se mantiene como el último de su división. La clave del encuentro pasó por los brazos de Eddie Jackson, quien rompió el empate parcial que existía a 16 puntos al hacer una intercepción de 41 yardas que acabó en un touchdown.
 
Es el segundo juego consecutivo que Jackson hace una anotación luego de interceptar un balón. La victoria fue sentenciada por otra intercepción, esta vez de Kyle Fuller en la zona de anotación y con menos de un minuto por jugar en el reloj.