Realizan exitosa subasta a martillo

53

Los bienes subastados, en su mayoría vehículos, alcanzaron un valor económico de dos millones 33 mil 621 pesos y fue conducida por ‘martilleros’ profesionales.

 
 

POR: LAURA CRUZ

CHETUMAL, Q. ROO.- Con un valor económico de dos millones 33 mil 621 pesos, se efectuó la tercera subasta a martillo de vehículos usados del gobierno del estado de Quintana Roo, donde 170 partidas que incluyeron camionetas, carros, camiones, patrullas, motocicletas, maquinaria, tres lotes ferrosos y una podadora, fueron la atracción de adquisición para más de 100 personas registradas.
 
Al respecto, el Oficial Mayor del Estado, Manuel Alamilla Ceballos mencionó que en esta edición se subastaron 113 coches, 54 motocicletas, tres maquinarias pesadas, nueve lotes de deshechos ferrosos y una podadora, que por su uso, antigüedad, aprovechamiento o estado de conservación ya no resultan útiles para el gobierno del estado.
 
El Oficial Mayor declaró que lo recaudado en esta tercera subasta entrará a las arcas públicas del gobierno quintanarroense para destinarse, en su mayor parte, a programas sociales, proceso que busca ser transparente y redituable.
 
Héctor Páez Neri, Carlos Ramírez Gómez y Rafael Perusquía fueron los tres martilleros profesionales que dieron fe y legalidad de la subasta.
 
Alamilla Ceballos destacó que los participantes siempre resultan satisfechos de las subastas: “No hemos tenido ninguna queja formal desde el primer proceso de subasta de martillo, lo cual nos satisface mucho y esperamos que esta vez no sea la excepción”.
 
Cabe destacar que durante la segunda subasta a martillo, la Oficialía Mayor se adjudicó un total de 14 millones 247 mil 600 pesos, de 402 partidas adjudicadas, con 213 participantes.
 
Aunque en esta tercera edición se subastaron únicamente 170 partidas, se espera doblar la cifra inicial de subasta, cantidad que hasta el 10 de diciembre se podrá determinar.
Para participar en este proceso, tanto las personas físicas como morales debieron pagar una garantía de seriedad con valores desde los 500 hasta los 50 mil pesos; quienes no resultaron ganadores, obtuvieron la devolución íntegra de su dinero.