Saca Le Pen provecho de chalecos amarillos

83

El evento sirvió para presentar la candidatura de Jordan Bardella.

Staff Reforma

PARÍS.- Marine Le Pen, debilitada tras perder las elecciones presidenciales de 2017 ante Emmanuel Macron, ha encontrado un impulso renovado gracias a los chalecos amarillos.

La revuelta de las clases medias empobrecidas reforzó las opciones electorales de Le Pen y el partido que preside, el rebautizado Reagrupamiento Nacional (RN), heredero del viejo partido ultra, el Frente Nacional.

Le Pen es, según los sondeos, la única líder que consiguió sacar provecho del movimiento. En un momento de avances de nacionalismo y el populismo en la Unión Europea, el RN es favorito en las europeas de mayo, de acuerdo con El País.

“¡Macron, dimisión!”, corearon ayer centenares de miembros de Reagrupamiento Nacional, en referencia al eslogan que se escucha desde noviembre en las manifestaciones de los chalecos amarillos.

El evento sirvió para presentar la candidatura de Jordan Bardella, un militante de 23 años, como cabeza de lista para las elecciones europeas.

Le Pen combina una distancia prudente con las muestras de simpatía. Evita parecer que instrumentaliza a los chalecos amarillos, pero sabe que su partido es el que más apoyo tiene entre ellos: un 40 por ciento, según algunos sondeos, frente al 20 por ciento de La Francia Insumisa, la izquierda populista del ex socialista Jean-Luc Mélenchon.