Seguir la ruta del dinero evita una guerra a balazos

75

Que desde un piso de la Torre de Pemex se realizara el robo millonario de combustible, es haber caído muy bajo.

 
 
Por: Yvette Hesse                                                                                                                 
Muchos se imaginaban, pocos tenían pruebas. Si Alfonso Cuarón se anima, tiene ya el guión hecho para su próxima película. Desde hace semanas, un día sí y otro también, se van conociendo las más escandalosas cifras del robo a la nación. Apenas se trata de una sola área, es decir, apenas es un primer paso del gobierno federal contra la corrupción en Petróleos Mexicanos y el millonario robo de combustible. Esta lucha apenas inicia, pero lo conocido hasta el momento pareciera una historieta salvaje, de esas que ni los novelistas más afamados hubieran escrito… pero… no… son datos reales, actuales y escalofriantes…
 
EL NEGOCIO PARALELO DE ALTOS FUNCIONARIOS
Las revelaciones van desde confirmar que todo un piso completo de la Torre Pemex era usado para realizar negocios ilícitos, es decir, los mismos altos funcionarios de la paraestatal, y empleados sindicalizados, con toda impunidad, armaron un entramado legaloide de venta paralela de combustibles que, obviamente, no era reportado a las cuentas oficiales. Un robo descarado, desde las mismísimas entrañas. La conclusión es simple: toda esa gente con bidones y camionetas sí representa una merma, pero mínima en comparación con el verdadero “negocio” de los mismos funcionarios, coludidos con el crimen organizado y con empresarios, o sea, los huachicoleros de a pie, digamos que eran una pantalla para esconder el verdadero robo, cuyas pérdidas para el país rondan los 65 mil millones de pesos anuales o más…
 
¿DE DÓNDE PROVENÍA EL COMBUSTIBLE DE CIERTAS FRANQUICIAS DE PEMEX?
Hay tanta información que abruma. Sin embargo, rescato algunos datos relevantes: hasta el momento, hay al menos 114 empresas investigadas por el gobierno federal, de las cuales, en 37 casos se ha llegado al congelamiento de cuentas al corroborarse su vinculación con el robo de combustible y delitos asociados, como lavado de dinero.
 
¿Suena poco? Cheque. Nueve firmas reportaron ingresos netos por 86 mil millones de pesos, eran franquiciatarias de Pemex, el pequeño detalle es que no le compraban a Pemex, no tenían permisos de importación de combustibles, pero sí vendían, tanto como para tener una utilidad marginal de 6 mil 758 millones que además no fueron enterados al fisco… O sea, ¿entonces de dónde adquirían el combustible? La respuesta es tan obvia que ya no hay más qué decir…
 
MIL OCHOCIENTAS CARPETAS DE INVESTIGACIÓN
La Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda ahora sí está trabajando en serio. Hasta el momento identificó a 13 personas morales, o sea, empresas, todas ellas en Tamaulipas. Por este motivo ya integraron las denuncias por lavado de dinero y otros delitos federales. Los servidores públicos están trabajando contracorriente, pues el tiempo apremia: de acuerdo con datos de la propia Procuraduría General de la República (PGR), desde el inicio de la administración van ya mil 831 carpetas de investigación relacionadas con ese delito, de las cuales se desprendió la aprehensión de 435 personas en este periodo, 110 de ellas en el Estado de México.
 
SEGUIR LA RUTA DEL DINERO
Asimismo, se han detectado y neutralizado más de mil tomas clandestinas, al tiempo que se incautaron cuatro millones de litros de hidrocarburo, 465 mil de gas licuado de petróleo, casi mil vehículos, pipas, remolques, cisternas o tanques, bidones, inmuebles y armas de fuego de distintos calibres. Y todo esto se logra cruzando información. Algo que siempre se debía de hacer pero… no se hacía.
 
A partir de una operación conjunta del gabinete de seguridad, es decir, Pemex, SAT, Centro Nacional de Inteligencia y la Unidad de Inteligencia Financiera, entre otras, resulta el cruce de datos importantísimos. Desde siempre, especialistas en crimen organizado exigían seguir la ruta del dinero (y no sólo para el robo de combustible, también para el narcotráfico), pero este importantísimo asunto se ignoraba… Ahora, al hacerlo, la UIF, comandada por Santiago Nieto, ya lleva detectadas 14 mil operaciones inusuales superiores a 10 mil dólares, por una suma de 10 mil millones de pesos. Descubrió además casos donde se vendieron más litros que los que habían sido adquiridos o importados por parte de las estaciones de servicio, obteniendo porcentajes de utilidad insólitos. El asunto apenas inicia. Seguro habrá más y más datos como para una película hollywoodesca…