Suma 17 mil mdp deuda del ISSSTE

71

Heredan en instituto obras inconclusas y pagos pendientes a proveedores.

Rolando Herrera/ Reforma

El Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) heredó de la administración pasada una deuda de alrededor de 17 mil millones de pesos, informó su director general Luis Antonio Ramírez.

“Tenemos un grave problema de deuda con proveedores, es algo que no podemos todavía cerrar, como obras inconclusas, problemas con constructoras y, bueno, evidentemente este problema ha dificultado mucho que podamos nosotros tener un diagnóstico final”, indicó.

Entrevistado en la Secretaría de la Función Pública (SFP), a donde acudió a la inauguración de la “Jornada de la Salud”, el funcionario dijo que ya no es momento de lamentarse por esta situación, sino de corregirla para que no vuelva a ocurrir.

Cuestionado sobre la existencia de problemas de corrupción en el Instituto, Ramírez dijo eso le corresponde a las áreas encargadas del Control Interno y de Auditoría. “Yo no soy quién para juzgar, eso lo harán las áreas correspondientes del Control. Ya se anunció por parte de la Auditoría Superior de la Federación que va a ver 16 auditorías exhaustivas, entonces, bueno, ellos serán los responsables en fincar responsabilidades”, señaló.

Ramírez indicó que uno de los aspectos que atenderán con mayor prontitud es el equipamiento y, en algunos casos, la puesta en funcionamiento de algunos hospitales ubicados en el sureste del País, los cuales se encuentran con graves deficiencias. “(Hay) un abandono completo, las instalaciones médicas están mal, tenemos muchos problemas con muchos médicos que están en situación de guardias y suplencias, falta de infraestructura, falta de equipamiento”, reconoció.

En días pasados, Ramírez visitó esas instalaciones y actualmente un equipo del instituto está haciendo una revisión exhaustiva para diagnosticar el estado que tiene cada una de ellas.

Señaló que, además de la deuda que tendrán que enfrentar, el instituto se someterá al programa de austeridad fijado por el Congreso al autorizar el presupuesto de egresos de este año.

“Es un asunto que nosotros estamos obligados a hacer, primero, porque no tenemos presupuesto para contratar gente y, segundo, porque es parte del rediseño, de la reestructuración que el ISSSTE está enfrentando y, bueno, se trata de hacer más con menos y, sobre todo, nuestro gran objetivo es mejorar la atención al derechohabiente”, expuso.

Por su parte, el director médico del Instituto, Ramiro López Elizalde, sostuvo que están preparados para atender a todos aquellos servidores públicos que se quedaron sin cobertura médica privada al cancelarse el seguro de gastos médico mayores. “Tenemos un censo de dos millones de funcionarios, pero realmente en estos momentos no ha habido ninguna situación de colapso”, dijo.