Replantea Marina de Tavira sus metas

74

La película de Alfonso Cuarón, donde Marina de Tavira interpreta a una madre de familia cuyo esposo le es infiel en el DF de 1971, se le atravesó en su camino.

 
 
POR: MARIO ABNER COLINA/AGENCIA REFORMA
CIUDAD DE MÉXICO.- Marina de Tavira, quien sorprendió al mundo al ser nominada por Roma como Mejor Actriz de Reparto en los premios Óscar, admitió que en sus sueños jamás estuvo la estatuilla dorada.
 
Pero la película de Alfonso Cuarón, donde interpreta a una madre de familia cuyo esposo le es infiel en el DF de 1971, se le atravesó en su camino.
 
“Esta película sorprendió mi vida. No imaginaba un Óscar porque no estaba en mi horizonte. Cuando decidí que quería ser actriz, pensaba en los teatros de México, y sigo pensando en ellos.
 
“Esa era mi máxima ilusión. Pararme en un escenario donde había visto a todas las actrices que me han inspirado. Eso es lo que yo quería. Cuando empezó a suceder, ya me sentía muy feliz y satisfecha”, dijo en charla telefónica Marina, parte fundamental de una de las dinastías actorales más importantes del País.
 
Recordó que hace dos días madrugó para ver el anuncio de los nominados, pero no por fe en sus posibilidades, sino en la de sus compañeros del filme.
 
Cuando escuchó su nombre, de inmediato se puso a correr por toda su casa.
 
“Corrí al cuarto de mi hijo Tadeo y le dije: ‘¡Estoy nominada, estoy nominada!’. Él me decía: ‘¿la película?’. ‘¡Yo, yo!'”, evocó.
 
El 24 de febrero en Los Ángeles intentará hacer historia ante Amy Adams (El Vicepresidente), Regina King (If Bale Street Could Talk), y Emma Stone y Rachel Weisz (La Favorita).
 
“Esto no se lo dedico a una sola persona. En primer lugar a Cristina, la mamá de Alfonso, quien inspiró este personaje. También a mi mamá, porque fue mi influencia. A Alfonso, Yalitza, todos. Y mi hijo, la razón de todo lo que hago”.