Desafía Ayuntamiento a Gobierno del Estado

70

Alexander Zetina Aguiluz empleó la fuerza pública para apoderarse ilegalmente de las instalaciones donde venía operando el Instituto de la Cultura y las Artes (ICA) en el histórico Fuerte de San Felipe Bacalar.

POR: HÉCTOR SANTIBÁÑEZ
BACALAR, Q. ROO.- En una abierta confrontación con el Gobierno del Estado de Quintana Roo, el presidente municipal Alexander Zetina Aguiluz empleó la fuerza pública para apoderarse ilegalmente de las instalaciones donde venía operando el Instituto de la Cultura y las Artes (ICA) en el histórico Fuerte de San Felipe Bacalar.

Los hechos se suscitaron el pasado viernes 18 cuando, sin orden oficial de desalojo y acompañado de un nutrido grupo de policías municipales, Zetina Aguiluz irrumpió violentamente a las instalaciones del ICA para desalojar al personal que en ese momento realizaban sus labores.

Las autoridades municipales justificaron la invasión bajo el argumento de que son dueños legítimos del predio, no obstante que documentos oficiales del Registro Público de la Propiedad reconocen que se trata de un bien del patrimonio del estado desde 2005.

Ante tales hechos que se encuadran en el presumible delito de despojo, impedimento y obstaculización de las funciones y los servicios públicos, autoridades estatales buscaron infructuosamente entablar un diálogo abierto, claro y transparente con la autoridad municipal para que les devolvieran el inmueble lo cual no fue posible a pesar de que mostraron los documentos que acreditan la propiedad del inmueble.

En respuesta a tal negativa la titular del Instituto, Jacqueline Estrada Peña, en días pasados acudió al lugar acompañada de un notario público para que diera fe de los hechos con el fin de proceder legalmente en contra del alcalde de esta demarcación.

Entre otras conductas ilegales, se observó que al reclamar la supuesta propiedad del bien el ayuntamiento no siguió los procedimientos de ley ni del debido proceso para que bajo ese supuesto lo hubiera reclamado mediante juicio, que le diera oportunidad de defensa a las autoridades del ICA.

En consecuencia, la autoridad municipal violó en perjuicio del Estado de Quintana Roo la garantía de seguridad jurídica toda vez que, sin presentar algún documento, orden o mandato de autoridad competente, hizo uso excesivo de la fuerza pública, en flagrante inobservancia al estado de derecho.

Luces del Siglo buscó a Estrada Peña, quien fue enfática en señalar que el Instituto de la Cultura y las Artes siempre ha trabajado en cordialidad y coordinación con los once ayuntamientos de la entidad, respetando y privilegiando la autonomía municipal, consagrada en el artículo 115 de la Constitución General y el artículo 47 de la Constitución Política del Estado Libre y Soberano de Quintana Roo a las esferas de competencia.

“Debido a la respuesta negativa de no restituir ni devolver la posesión despojada por la autoridad municipal en agravio del Instituto de la Cultura y las Artes de Quintana Roo, se entablarán e interpondrán los medios legales, y se acudirá ante las instancias correspondientes de impartición de justicia con el fin de que sean restituidos los derechos de los bacalarenses y en general de todos los ciudadanos quintanarroenses”, dijo.

“Confiamos en que las autoridades competentes harán valer el estado de derecho y pronto alcanzaremos una solución para restablecer las actividades que brinda el Instituto en el municipio de Bacalar”, apuntó.

Al respecto, el gremio artístico así como la población de Bacalar han manifestado su inconformidad por el actuar del presidente municipal al tener invadido el espacio que ha afectado todas las actividades culturales que se tenían programadas y no descartaron la posibilidad de convocar a una movilización social para tratar de persuadir al alcalde Zetina Aguiluz que desista de su postura beligerante.