Exhuman a 539; revenden fosas

65

Se presume la comisión de delitos civiles y penales; ya se actúa: Opabiem

 
 
POR: AGUSTÍN AMBRIZ
CANCÚN, Q. ROO.- Ni los muertos del panteón público municipal “Los Olivos” se salvaron del saqueo borgista, reproducido hasta la fecha por administraciones municipales afines.
 
Al cierre de caja de la administración municipal del verdecologista Remberto Estrada, 31 de septiembre de 2018, la Operadora y Administradora de Bienes Municipales (Opabiem), registraba un total de 539 exhumaciones realizadas al margen de la ley para presuntamente revender las tumbas.
 
Por este tipo de arbitrariedades, el nuevo gobierno municipal ha acumulado elementos y valora denunciar por las vías civil y penal, la irregular exhumación de cadáveres en contra de quienes las ordenaron y quienes las ejecutaron por no contar con la autorización previa de la Secretaría de Salud.
 
Por lo pronto, la Opabiem ha tenido que reparar el daño cometido injustamente en contra de 25 titulares de fosas que la pasada festividad de Día de Muertos las encontraron vacías, mientras que los restos de sus familiares habían sido trasladados a un osario colectivo.
 
“Es muy importante precisar que las 539 exhumaciones fueron realizadas por la pasada administración y que ahora el nuevo gobierno les está dando respuesta a los afectados que se acercaron y demostraron haber sido víctimas al estar al corriente de sus obligaciones”, aclaró Luis Moreno Porihe, director de la Opabiem.
 
“Es natural que los deudos lleguen a reclamar molestos por este tipo de acciones y la opción ha sido asignarles un nuevo espacio para la reubicación de los restos de sus familiares, sin ningún costo porque se comprobó que tenían la razón”, explicó.
 
¿Habrá alguna denuncia por la posible comisión de delitos civiles y penales?
En eso está trabajando el equipo de abogados porque la instrucción directa de la presidenta municipal Mara lezama es que no se van a proteger actos de corrupción ni de impunidad, pero se están recabando todas las pruebas necesarias para presentar una denuncia sólida y firme.
Lo que sí está claro en la propia normatividad, es que los cuerpos no deben exhumarse sino hasta después de seis años que es el plazo de total descomposición establecido por la Secretaría de Salud, y si eso no se cumplió, se incurrió en delitos civiles y penales para los responsables.
 
– ¿Qué encontraron en esos 25 casos de deudos que ya reclamaron?
Que los procedimientos de exhumación no se respetaron y nosotros vamos a proceder conforme a la ley y ya las autoridades competentes resolverán si hay o no culpabilidad de algún tipo.
El valor promedio inicial de una bóveda en el panteón “Los Olivos” es de 7 mil pesos, cifra que multiplicada por 539 fosas revendidas harían un total de 3 millones 773 mil pesos, que podría no ser mucho en comparación con otras vetas de corrupción municipal, pero que en su momento sumaron a los bolsillos de algún funcionario.