Dudan sobre legalidad de exhumaciones

55

Ven imposible que se hayan realizado 539 en sólo dos años.

MARCO ANTONIO BARRERA

CANCÚN, Q. ROO.- La exhumación de 539 restos humanos del panteón público municipal “Los Olivos” debió contar con autorización de la Comisión Federal de Protección de Riesgos Sanitarios (Cofepris), pero llevará un tiempo saber si las autoridades de la pasada administración local actuaron conforme a la Ley.

 

El titular de la Cofepris en la delegación de la zona norte del estado, Julio Eduardo Mendoza Álvarez, recién desempacó para hacerse cargo de la coordinación local, y le llevará días ponerse al tanto de los asuntos que le dejó su antecesor Francisco Javier Toledo Alvarado, de quien se presume ya abandonó este destino de playa.

 

La mudanza del nuevo funcionario se da en medio de este escándalo de corrupción que habrá de esclarecer lo más pronto posible, debido a las implicaciones administrativas, penales y civiles de los exfuncionarios que ordenaron las exhumaciones presuntamente al margen de la ley.

 

“El trámite de exhumaciones es poco común, de tres o cuatro solicitudes cada mes”, duda de entrada un funcionario de esta delegación, que prefiere el anonimato, de haberse realizado un paquete de 539 exhumaciones en dos años.

 

Claro, dijo, es un proceso que implica buscar y ordenar los expedientes que contengan acta y certificado de defunción, orden del panteón o de la funeraria, así como la justificación de motivos.

 

Cuando se niegan autorizaciones se inicia de nuevo el trámite y se duplica el expediente. Eso llevará tiempo a las nuevas autoridades.

 

En el catálogo de servicios de esa dependencia federal se establecen al menos 11 procedimientos que deben tramitarse directamente en ventanilla, como son “Aviso de funcionamiento y de reporte sanitario”, “Otros avisos”, “Registro sanitario”, “Permisos sanitarios”, “Certificados”, “Otras autorizaciones”, “Licencias sanitarias”, “Visitas Sanitarias”, “Escritos libres”, “Importación de productos de uso o consumo personal” y “Denuncia sanitaria”.

 

De acuerdo con lo previsto por Dudan sobre legalidad de exhumaciones Verificará Cofepris requerimientos de Salud PROCEDIMIENTO PARA EXHUMAR Esto es lo que marca la Ley municipal para poder realizar exhumaciones de restos humanos en los panteones públicos y concesionados.

 

La normatividad vigente, para exhumar los restos de fosas en “Los Olivos” se debieron ingresar solicitudes por cada caso, lo que implicaría la existencia de cientos de expedientes. La ley faculta a la delegación de la Cofepris en la zona norte del estado como la encargada de recibir solicitudes de exhumaciones en los panteones de Cancún, así como de analizar su viabilidad y, en su caso, autorizarlas o desecharlas, pero en los registros quedarían testimonios.

 

El Reglamento de la Ley General de Salud en materia de control sanitario de la disposición de órganos, tejidos y cadáveres de seres humanos, vigente desde 1976, establece en el Artículo 100 que la extracción de los cadáveres no podrá ocurrir antes de seis años de que fue sepultado, o cinco cuando se trate de personas menores de 15 años.

 

En ambos casos los restos tienen que considerarse áridos, de ahí los plazos que se establecen. Para que la autoridad expida permiso de exhumación, precisa el Artículo 110, se deberá presentar certificado, acta de defunción y comprobante de inhumación o sepultura, además de expresar los motivos de la petición y el destino que tendrán los restos.

 

Se aclara que se negará el permiso cuando se pretenda con fines de reinhumación o incineración, salvo casos de necesidad extrema que quedará al criterio de la Secretaría de Salud.

 

El Reglamento para la prestación del servicio público de panteones en el municipio de Benito Juárez establece que son atribuciones del Ayuntamiento intervenir en el traslado, internación, depósito, incineración y exhumación de cadáveres, restos humanos y restos humanos áridos o cremados.

 

Las disposiciones generales del Título Primero “Del servicio público de panteones”, Artículo 8, faculta a la autoridad municipal a inscribir en libros de registro o sistemas electrónicos las exhumaciones, entre otros procedimientos.

 

El Capítulo Tercero correspondiente a la exhumación establece en el Artículo 58 que las exhumaciones se podrán efectuar en los plazos que fijen las autoridades de salud; de hacerse, se considerará un procedimiento prematuro, el cual requiere aprobación de autoridades sanitarias, por orden de un juez o Ministerio Público.