NIDO DE VÍBORAS

60

“¡NO ESPERE más!, ¡asegure su futuro ahora!”.

 

Por: Alberto Chuc

DESPOJAR A las personas de sus casas, así sea que todavía no tienen la propiedad completa de la misma, es una bajeza. Y una muy antigua, porque no se trata de algo que se haya inventado en fecha reciente: el robo de tierras es algo que data desde que la primera tribu expulsó a otra para quedarse con un coto de caza o un terreno más elevado.

LO QUE sí ha cambiado un poco es el método, ya que no es estrictamente necesario recurrir a las armas para agandallarse una propiedad; ahora se utilizan argucias legales y se toma ventaja de la falta de información de las personas en torno a sus derechos para expulsarlas de un lugar.

Y COMO en Quintana Roo andamos en sintonía con el acontecer mundial, aquí también han proliferado variados métodos para agenciarse extensiones de tierra de manera legaloide, casi siempre en perjuicio de todos.

EN ESTE aspecto, el más reciente exponente y desarrollador de esta forma de fraude es Betito Borge, cuyo método, el Método Borge (que no habría sido posible sin la valiosa contribución de Félix González Canto, honor a quien honor merece), echa mano de un entramado de complicidades que incluyen la alteración de documentos y una red de complicidades para tratar de diluir cualquier intento de reclamo por parte del afectado.

TAN BUEN éxito tuvo en su momento, que no han faltado los abusados de la clase que ya lo aplican en otras áreas, como el panteón municipal Los Olivos, en Benito Juárez, donde sin orden de desalojo mudaron de hoyo a más de 500 muertos para revender la que teóricamente iba a ser la última morada del difunto.

EXACTO, NO es que los finados hayan salido a comer mucbipollo y no regresaron, sino que alguien en el Ayuntamiento que encabezó Remby Estrada decidió reciclarlos para sacarle provecho al espacio de tierra que ocupaban y que permanece ociosa e improductiva.

OTRO EJEMPLO está en las casas del Infonavit que en Cancún son requisadas a muy bajo costo para revenderlas a un precio quizá no muy significativo, pero que representa una ganancia jugosísima para el abusado y abusivo entramado de funcionarios organizado, ¡qué curioso!, también en tiempos de Remby.

LO MALO DEL Método Borge es que su efectividad, si bien alta al principio, deja muchos cabos sueltos y al final los beneficios devienen en aprehensiones, demandas, pérdida de libertad, retehartas mentadas de madre y estancias indefinidas en alguna cárcel del país o el estado, como lo puede comprobar su mismísimo creador Betito Borge, que de haberse puesto más buzo, lo habría patentado y publicitado con comerciales como este:

“¡LA ESCUELITA de Betito Borge abre su periodo de inscripciones para el ciclo 2019!, en el que las materias incluyen, por citar algunas, Despojo patrimonial, Manoseo de padrones, Tuneado de documentos, Reparto de tierras, Negociaciones familiares y Trenzado de redes (legales) de protección.

“MÍNIMOS REQUISITOS de inscripción y alta rentabilidad g-a-r-a-n-t-i-z-a-d-o-s. No pierda la oportunidad de incrementar su patrimonio y el de sus amigos y familiares; todos nuestros cursos son impartidos por profesores altamente c-a-l-i-f-i-c-a-d-o-s con experiencia comprobada en dependencias como el Registro Público de la Propiedad, la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado, VIP Saesa y la Secretaría de Finanzas y Planeación, entre muchas otras.

“¡NO ESPERE más!, ¡asegure su futuro ahora!”.