Acomodan cabezas en Secretaría de Cultura

211

Arturo Balandrano Campos tomó protesta como nuevo titular de la Dirección General de Sitios y Monumentos del Patrimonio Cultural.

 

CANCÚN, Q. ROO.- Parece ser que siguen moviendo las piezas del ajedrez para avanzar hacia la ‘cuarta generación’, como lo planteó el presidente Andrés Manuel López Obrador. Hace unos días tomó posesión Arturo Balandrano como nuevo titular de la Dirección General de Sitios y Monumentos del Patrimonio Cultural.

 

Esta área, aseguró Balandrano, a lo largo del tiempo ha sido clave para que pueda realizarse una buena labor respecto a la conservación y la protección de la riqueza artística e histórica de México. El funcionario aseguró que debido a la trascendencia que tiene esta institución, todos los sectores deben poner atención a la preservación cultural del país, pues brinda a los mexicanos y extranjeros un patrimonio turístico, cultural que ayuda a incentivar viajes por todo el país.

 

“Yo creo que tiene un papel muy relevante para continuar haciendo un trabajo sólido, sustantivo en la conservación del patrimonio artístico e histórico de propiedad federal”, comentó.

 

Asimismo, Arturo Balandrano pidió la colaboración de su equipo de trabajo para comenzar a trabajar de inmediato en las tareas encomendadas, así como para la realización del proceso de planeación de las acciones futuras. Para esta nueva etapa, dijo el funcionario, trabajarán en mutua colaboración con otras instancias de la Secretaría de Cultura como la Dirección General de Culturas Populares, el Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (INBAL), y el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), “en atención a lo que nos ha pedido la secretaria de Cultura (Alejandra Frausto), de hacer un trabajo de transversalidad, de comunicación y un esfuerzo de coordinación muy estrecho”.

 

El funcionario indicó que su gestión tendrá una política de puertas abiertas y se caracterizará por el trabajo colaborativo, a fin de sumar y hacer un trabajo sólido para asegurar que todos vayan hacia la misma dirección, que es la de llevar a México al futuro.