Enviará federación 600 efectivos a BJ

Benito Juárez y Puerto Morelos recibirán a 600 elementos adicionales provenientes de la Secretaría de Marina

 

ARIEL NOYOLA

CANCÚN, Q. ROO.- Benito Juárez y Puerto Morelos recibirán a 600 elementos adicionales provenientes de la Secretaría de Marina, el Ejército y la Policía Federal, como parte del plan para combatir la inseguridad, implementado desde el gobierno federal.

Este par de municipios de Quintana Roo forman parte de las 17 regiones a nivel nacional donde, por ahora, la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana enfocará sus baterías para enfrentar la lucha contra la delincuencia.

El anuncio lo hizo el titular de dicha dependencia, Alfonso Durazo, quien aclaró que el despliegue de efectivos no es temporal, sino que se quedarán de manera definitiva en dichas demarcaciones.

Cabe destacar que de los cuatro municipios que forman parte de las dos Coordinaciones Regionales proyectadas para Quintana Roo, ninguno registraba un índice delictivo “alto” en el Plan Nacional de Paz y Seguridad 2018-2024 presentado en noviembre del año pasado: Benito Juárez y Solidaridad tenían un registro “medio”, mientras que Cozumel y Othón P. Blanco se encontraban en la categoría de “bajo”.

Durante la presentación del programa de reforzamiento de seguridad, Durazo informó que en diciembre se registraron 55 homicidios en el municipio de Benito Juárez, alcanzando una tasa de homicidios de 7.21 por cada 100 mil habitantes, y un porcentaje de 2.26 con respecto al total nacional.

De acuerdo con datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNP), en 2018 el número de homicidios en Quintana Roo aumentó a más del doble con respecto al año anterior, al pasar de 359 a 763, convirtiéndose en la cuarta entidad federativa donde más se reprodujo este delito, apenas detrás de Nayarit, Baja California Sur y Aguascalientes.

“El Gabinete de Seguridad ha venido tomando algunas decisiones para reforzar el estado de fuerza en algunas coordinaciones regionales del país con el propósito de estar en posibilidades de enfrentar más eficazmente los problemas de inseguridad que se presentan en algunas de ellas, particularmente en el tema de homicidios dolosos.

“No son las únicas coordinaciones regionales en el país que tienen problemas graves de inseguridad, pero en este momento derivado de las limitaciones de personal, vamos a enfocar nuestras baterías en estas 17 regiones”, explicó Durazo.

Conforme al cronograma establecido para el despliegue de efectivos en cada región, a Benito Juárez y Puerto Morelos llegarán a partir del 18 de febrero, y deberán quedar totalmente instalados en las dos semanas siguientes a esa fecha.

“Debemos acelerar la operación de todos los programas integrales de desarrollo del gobierno federal en cada una de estas regiones, porque hemos hablado invariablemente de que por un lado viene la estrategia de seguridad, pero en paralelo viene la política social reforzando los programas de seguridad”, agregó el secretario de Seguridad.

También se buscará incorporar a la estrategia, dijo Durazo, a las Comisiones Estatales de Derechos Humanos, a la Iniciativa Privada y a académicos, promover el combate a la corrupción, además de incrementar los recursos provenientes del Fortaseg.