Declarará emergencia; ven larga batalla legal

208

Mueve Presidente ficha para financiar la construcción del muro fronterizo.

 

 

REFORMA / STAFF

WASHINGTON.- La amenaza permanente parece a punto de cumplirse. El Presidente estadounidense, Donald Trump, planea finalmente declarar una emergencia nacional que lleva meses barajando para saltarse al Congreso y hacer cumplir su promesa de construir un muro en la frontera, reveló ayer la Casa Blanca.

El anuncio llegó de forma paralela a un compromiso del Mandatario de firmar el proyecto bipartidista de ley presupuestario para mantener abierto el Gobierno, menos de un mes después del “apagón” más largo de la historia del país.

“El Presidente Donald Trump firmará la ley presupuestaria del Gobierno y, tal y como ya dijo, tomará además otras medidas ejecutivas –incluida la declaración de emergencia nacional– para asegurar que se pone fin a la crisis humanitaria y de seguridad en la frontera”, señaló la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Sanders, en un comunicado.

Sin embargo, de acuerdo con expertos, la decisión desatará una encarnizada batalla legal que podría extenderse por más de un año.

“Creo que vamos a ver un desfile de denuncias que van a tener que afrontar por separado”, opinó Stephen Vladeck, profesor de Derecho de la Universidad de Texas, en el portal USA Today.

Por su parte, Walter Dellinger, ex vicefiscal general bajo el Gobierno del Presidente Bill Clinton, vaticinó que las denuncias llegarían hasta la Suprema Corte en cuestión de meses, pero que tardaría mucho más en resolverse.

“Creo que a una clara mayoría de la Suprema Corte le resultaría perturbadora la invocación de autoridad de emergencia en este caso”, expresó a USA Today el ex funcionario. “Podríamos no esperar una decisión sino hasta junio de 2020, como mínimo”, agregó.

El potencial de esta batalla legal extensa y complicada podría ser el principal motivo por el que Trump no llegó a declarar la emergencia nacional el mes pasado.

No obstante, dado el actual escenario, el Presidente evita de esta forma la gran factura política que le supondría otro cierre parcial del Gobierno y esquiva el revés de cara a sus bases: la claudicación respecto a su promesa estrella del muro.

Por otra parte, la idea de volver a poder utilizar este compromiso de campaña de cara a las elecciones de 2020 podría resultar atractivo para Trump, quien siempre busca la manera de movilizar a su base de apoyo.

El acuerdo del Congreso alcanzado por ambos partidos queda a años luz de lo que el Presidente exigía para el muro.

El costo de construirlo se calcula en unos unos 25 mil millones de dólares. Al final, lo que se acordó fueron tan sólo mil 375 millones de dólares para 88 kilómetros de “vallas” y “barreras”, pero sin mención alguna a la muralla de hormigón o acero prometida.

El plan, que ayer fue aprobado por 83 votos a 16 en el Senado y por 300 a favor y 128 en contra en la Cámara baja, será firmado hoy a las 9:00 horas de México por el Presidente Trump, quien utilizará la ocasión para declarar la emergencia.