Pudientes adeudan a Zofemat

317

Disfrutan playas como patio trasero en Cancún y deben pagos de hace años.

 

 

MARCO ANTONIO BARRERA

CANCÚN, Q. ROO.- Extranjeros, empresas, hoteles y hasta bancos se niegan a pagar por disfrutar las playas que tienen como patio trasero en Cancún; algunos arrastran adeudos de hace casi una década por más de tres millones de pesos.

Son al menos 75 las personas físicas y morales a las que la autoridad municipal ha impuesto multas y les mantiene procedimientos abiertos por incumplimiento del pago en el uso y aprovechamiento de extensiones de costa o terrenos ganados al mar, desde octubre pasado.

El gobierno que encabeza Mara Lezama ha utilizado los estrados municipales ante la falta de localización de los deudores para hacer de su conocimiento los emplazamientos a quienes gozan o carecen de concesiones pero que al final disfrutan de la Zona Federal Marítimo Terrestre de Cancún.

La Ley Federal de Derechos establece en el artículo 232 C, once zonas tarifarias y un catálogo de usos de playas y extensiones de terrenos, y Cancún tiene los derechos más altos que se cobran en todo el país, igual que Solidaridad y Tulum.

La ocupación legal de las playas se cataloga en tres categorías y la tributación que se impone garantiza la salvaguarda de ese patrimonio natural. Se establece que habrá permisos y cobros para su protección para las que tengan un uso de ornato sin lucro económico, por realizar actividades como la pesca, acuacultura y la extracción artesanal, además de aquellas con uso general que tengan construcciones con cimentación o se realicen actividades con ganancia económica.

Para las primeras se establece un pago de 33.84 pesos por metro cuadrado, las segundas de 1.22 y para las restantes, catalogadas de uso general, el pago es de 121.26 pesos por metro cuadrado. El municipio tiene la facultad de cobrar los derechos que se distribuyen en proporción de 72 por ciento de lo recaudado a los estados, 18 por ciento a los municipios, aunque la totalidad de multas y gastos de ejecución y la cantidad restante a la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, esta última por tenerla posesión y propiedad de la nación de las playas.

De acuerdo a las notificaciones de la Dirección de Zona Federal Marítimo Terrestre en Cancún suman 75 notificaciones entre multas y requerimientos de pago por omisión de declaraciones bimestrales. Las primeras son cada una por mil 400 pesos, pero las otras dependen del tiempo que se tiene en morosidad y por la cantidad de metros que se disfrutan.

El ciudadano John Tillitson, por ejemplo, tiene abierto el expediente 193, ya que utiliza una superficie de 560 metros cuadrados de playa para uso de protección y ornato en la calle Pez Volador en Cancún, pero arrastra 168 omisiones de declaraciones bimestrales que van desde 1990 hasta 2018. De acuerdo al cuadro tarifario de la ley Federal de Derechos su adeudo sumaría dos millones 822 mil 400 pesos, sin contar multas ni cargos de ejecución.

Federico Lugo, quien tiene abierto el expediente 559, también en la Zona Hotelera, goza de una superficie de playa de uso general de 460 metros cuadrados se le requiere del pago de 66 declaraciones bimestrales omitidas entre 2007 y 2018, cuyo monto adeudado se establecería en tres millones 681 mil 453 pesos.

 

Margarita Cecilia Volnie, con el expediente 178, goza de una superficie de 477.8 metros cuadrados de protección y ornato en la Zona Hotelera, misma que presenta 156 omisiones bimestrales entre 1993 y 2018, lo que determinaría una deuda de 2 millones 243 mil 557 pesos, también sin multas ni gastos de ejecución.

Entre varias empresas y personas físicas más.