Estrena Morena su aplanadora

Reforman la Constitución con nueva mayoría.

 

 

MARTHA MARTÍNEZ Y CLAUDIA SALAZAR

Morena estrenó su aplanadora en la Cámara de Diputados.

El partido en el Gobierno logró la mayoría calificada gracias a que ocho legisladores que pertenecían al PRD renunciaron ayer a su fracción parlamentaria y sumaron sus votos a los morenistas.

Con ello aprobaron, sin necesidad de negociar con la Oposición, la reforma al artículo 19 constitucional, que amplía el catálogo de delitos que ameritan prisión preventiva.

Esta reforma busca que quienes son acusados de robo de combustible, uso de programas sociales con fines electorales, corrupción, robo a transporte o a casa habitación, feminicidio, abuso sexual de menores, desaparición forzada y uso de armas exclusivas del Ejército, enfrenten los señalamientos en prisión, sin derecho a fianza.

Los ocho diputados que dimitieron al PRD lo hicieron con el argumento de que buscan votar libremente, de acuerdo con sus convicciones.

Esta decisión le permitió a Morena y sus aliados sumar 334 legisladores –entre ellos los ahora ex perredistas–, uno más de los que se requieren para hacer mayoría calificada en San Lázaro.

Entre quienes salieron del PRD y beneficiarán a Morena están Mauricio Toledo, ex delegado de Coyoacán, acusado de extorsión, moches y amenazas; Ricardo Gallardo, ex Alcalde de Soledad de Graciano, en San Luis Potosí, quien estuvo encarcelado 11 meses señalado por delincuencia organizada y operaciones con recursos de procedencia ilícita.

También dejaron las filas del Sol Azteca, Héctor Serrano, ex secretario de Gobierno en la Administración de Miguel Ángel Mancera, señalado de desvíos en la CDMX.

El anuncio fue hecho ayer, previo al análisis de la reforma al artículo 19 constitucional que busca aumentar el catálogo de delitos en los que se aplique la prisión preventiva oficiosa.

“Hoy dejo al PRD, convencido de que se alejó de la izquierda por aliarse con el PRI y su pacto con México, así como con la derecha al acceder a no tener un candidato presidencial”, justificó Gallardo, quien se desempeñaba como coordinador de la fracción.

Aunque los ex perredistas negaron sumarse automáticamente a Morena, admitieron que estarían en libertad de apoyar sus iniciativas.

Diputados y dirigentes del PRD acusaron que la desbandada obedece a la intención de votar a favor de las propuestas de Morena, sin que este partido se atreva a abrirle la puerta a los perfiles corruptos que permanecían en la fracción del sol azteca.

Durante los seis meses de la actual Legislatura, Morena ha sumado 26 aliados, entre ellos ex militantes del PVEM.

En las urnas, la alianza Morena, Partido Encuentro Social y Partido del Trabajo obtuvo 308 legisladores. Hoy suma ya 334 diputados.