Piden Mando Único en Othón P. Blanco

166

El legislador Fernando Zelaya afirmó que por los resultados obtenidos en otras partes del país, el Mando Único policial es la estrategia necesaria en Quintana Roo.

 

 

 

 

 

POR: HERLINDO VÁZQUEZ

CHETUMAL, Q. ROO.- Cinco robos con violencia, tres a establecimientos comerciales y dos a personas, todos en menos de las últimas 24 horas, hacer que la implementación del Mando Único policial sea una necesidad en Othón P. Blanco.

 

Así lo consideró el diputado panista Fernando Zelaya Espinoza, quien señala que se requieren acciones firmes para contrarrestar el índice delictivo, que si bien todavía no alcanza cotas de gravedad, sí ameritan atención.

 

De acuerdo con sondeos y datos de Seguridad Pública, el robo con violencia a peatones, casa habitación y comercio son los delitos que más afectan a la población de la capital del estado, que no percibe una baja en la incidencia delictiva.

 

Eso en Chetumal, porque en la zona de la ribera del río Hondo se reportan casos de secuestros a pequeños propietarios, quienes tras el pago de un rescate deciden emigrar hacia otras partes del estado.

 

Para evitar que esta situación continúe y llegue a ser incontrolable, advirtió, urge implementar estrategias de combate a la delincuencia en todas sus modalidades.

 

Afirmó que por los resultados obtenidos en otras partes del país, el Mando Único policial es la estrategia necesaria en Quintana Roo, pese a que algunos personajes pretenden politizar el tema.

 

“Urge su implementación para regionalizar y sectorizar el trabajo y depurar las corporaciones policiacas, para sean confiables y así haya eficacia en el combate a la delincuencia”, dijo.

 

Zelaya Espinoza insistió en que el Mando Único Porque es la mejor estrategia para apoyar el proyecto del gobierno del estado en materia de seguridad que fue anunciado recientemente, y que consiste en una decena de puntos.

 

El plan presentado por el mandatario Carlos Joaquín busca fortalecer institucionalmente la cadena de justicia e implantar estrategias de prevención, así como procurar una mayor cobertura de servicios públicos en zonas marginadas.

 

Asimismo, ahonda en la preparación y capacitación de la policía estatal, a la que se dotará de equipo e infraestructura que incluye la colocación de 10 mil cámaras en la entidad, que estarán conectadas al C5, Centro de Control, Comando, Comunicación y Cómputo, que coordinará las labores de Seguridad Pública del estado.