Detecta auditoría fallas en Fonatur

289

“Mantenimiento de la Infraestructura”

POR: SERGIO GUZMÁN

CANCÚN, Q. ROO.- La pasada administración del Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur) incurrió en irregularidades en el manejo de su presupuesto, de acuerdo con la Auditoría Superior de la Federación (ASF) sobre la Cuenta Pública 2017.

 

Si bien, por ejemplo, la Auditoría considera que los indicadores son adecuados y suficientes para medir las metas en materia de actividades de conservación y mantenimiento de los Centros Integralmente Planeados (CIP) de Fonatur, no resultan útiles para rendir cuentas sobre el avance de la conservación y mantenimiento de dichos lugares, debido a que no se acreditaron las metas alcanzadas.

 

Del análisis, la ASF concluyó que el presupuesto modificado de Fonatur, mediante el programa “Mantenimiento de la Infraestructura”, representó 87.2 por ciento (473 mil 243 pesos) respecto del presupuesto original (542 mil 750 pesos), y de éste se ejerció 84.4 por ciento (399 mil 589 pesos), sin que acreditaran los motivos del subejercicio del presupuesto asignado para acciones de preservación de los CIP.

 

Al respecto, Fonatur acreditó información de los ingresos disponibles para realizar sus funciones, de las actividades que ejecutó en materia de mantenimiento de infraestructura de los CIP (Cancún, Nayarit, Los Cabos, Huatulco, Loreto, Sinaloa e Ixtapa), así como del costo de la ejecución de dichas actividades; sin embargo, los datos difieren de lo reportado en la Cuenta Pública 2017, puesto que se identificó que el ente auditado reportó un presupuesto modificado por 473 mil 243 pesos para el mantenimiento de los CIP, en tanto que en la Cuenta Pública 2017 se identificó un presupuesto por 414 mil 593 pesos, monto inferior en 58 mil 650 pesos; asimismo, en la revisión del presupuesto ejercido por 399 mil 589 pesos que informó el Fondo, se identificó un ejercicio por 414 mil 593 pesos en la Cuenta Pública 2017, monto superior en 14 mil 994 pesos, sin que la entidad acreditara las razones de las diferencias, de donde se desprende que sus registros carecieron de confiabilidad.

 

La ASF también observó una inversión de 924 mil 952 pesos para actividades de mantenimiento, el 41.1 por ciento (379 mil 885 pesos) para acciones de mantenimiento periódico y rutinario, y el 58.9 por ciento (545 mil 67 pesos) para actividades de mantenimiento mayor; sin embargo, Fonatur no acreditó los ajustes realizados en los programas de mantenimiento tras la asignación presupuestal por 473 mil 243 pesos, ni el avance de las metas por actividad del mantenimiento periódico rutinario y mayor, tampoco el registro del presupuesto destinado para dichas actividades, a efecto de determinar de qué forma se asignaron los recursos, por lo que no se pudo evaluar si los servicios y actividades para el mantenimiento de los CIP se realizaron de conformidad con lo programado, y si el recurso autorizado se ejerció bajo criterios de transparencia.