Preocupa apoyo a emprendedores

241

La desaparición del Instituto Nacional del Emprendedor (Inadem) ha generado incertidumbre entre los beneficiarios de este programa.

 

Por: Verónica Gascón / Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- La desaparición del Instituto Nacional del Emprendedor (Inadem) ha generado incertidumbre entre los beneficiarios de este programa que dependían del subsidio gubernamental para hacer funcionar sus proyectos.

 

Según información de la Secretaría de Economía de la administración anterior, durante el sexenio pasado se apoyaron a 4.4 millones de mipymes y emprendedores a través de las convocatorias del Instituto, y se registraron 516 mil empresas financiadas a través del sistema de garantías.

 

En esta administración, se han dispuesto 3 mil millones de pesos para repartirlos a través de micro créditos, pero aún no queda clara la mecánica de entrega.

 

“No es prioridad para este primer año de Gobierno el tema de emprendimiento. Eso lo que le genera a los proyectos actuales es incertidumbre, el no saber qué va a pasar, si les van a seguir financiando, si les van a seguir dando capacitación, asesorías técnicas, etc.

 

“Desafortunadamente es poco claro lo que va a suceder con el seguimiento de esos programas, con esos emprendedores acreditados durante el sexenio pasado”, señaló Abraham Vergara, experto de la Universidad Iberoamericana.

 

Anticipó que muchos proyectos pueden cancelarse debido a que su plan de negocios se basa en la entrega de apoyos gubernamentales. Y otros pueden empezar a padecer por la falta de capacitación.

 

Antes de que existiera el Fondo Pyme, que posteriormente se convirtió en el Fondo Emprendedor, el proceso para conseguir recursos públicos era burocrático.

 

“No había una claridad en la entrega de los recursos y era muy concentrado a algunos sectores cercanos del encargado en turno, y ahorita pudiera pasar eso”, subrayó.

 

A su vez, Alberto Saracho, de Fundación Idea, opinó que es probable que los proyectos vigentes sigan su curso normal, aquellos que empezaron a financiarse en 2018 podrían seguir recibiendo recursos hasta que se termine el compromiso.

 

Sin embargo, los proyectos que tienen un mayor riesgo son los que no pueden acceder a recursos a través de la Iniciativa Privada.

 

“Creo que los que están más en riesgo son aquellos proyectos que los privados no quieren tomar por sí solos y esos son los que creo que están en la cuerda floja”, afirmó.

 

Y es que a través del esquema de garantías, el Inadem detonaba el crédito de la banca privada para los proyectos de emprendedores que se consideraban de cierto riesgo.

 

Alberto Saracho comentó que la incertidumbre no es igual para un emprendedor que tiene recursos que otro que lucha día a día para sobrevivir.

 

Desde su punto de vista, es necesario esperar para conocer las reglas que pondrá la Secretaría de Economía para poder acceder a los recursos a través de los micro créditos.