NIDO DE VÍBORAS

215

¿QUIÉN puede resistirse a una papitas, quién puede comer sólo una?

 

POR: ALBERTO CHUC

SE CONMEMORA hoy el Día Internacional de la Mujer, fecha establecida para reconocer la aportación de las mujeres al mundo, pero sobre todo, para hacer visibles los retos que todavía enfrentan y que en el fondo nos afectan a todos.

 

PORQUE LAS luchas a favor de la legalización del aborto, en contra de la violencia machista y por la igualdad de oportunidades tiene mucho que ver con las personas sin importar el género.

 

¿CÓMO ESTAMOS en Quintana Roo en estos temas? Pues si hacemos un recuento… hay tres alertas por violencia de género vigentes en tres municipios, con posibilidad de extenderse a otros más; mientras que en el sector privado, continúa prevaleciendo un techo de cristal bastante resistente a la irrupción de un nuevo status quo.

 

QUE SE ha avanzado es innegable, pero en una sociedad que se quiere justa se corre el riesgo de un choque de conceptos entre igualdad y meritocracia, por el que con tal de lograr objetivos institucionales se equipare la igualdad con una mera cifra o porcentaje y, por tanto, la mentada igualdad se limite a homologar números.

 

Y NO, la justicia no son dígitos iguales, ni se logra una mayor inclusión o reconocimiento a base de ceremonias o declaratorias rimbombantes. El Día Internacional de la Mujer no es para eso.

 

¿POR DÓNDE ir entonces? Para empezar, reconocer que se trata de una carrera de larga distancia a la que habrá de volverse una y otra vez, y no sólo en cuanto a las mujeres sino por extensión a otros temas que se superponen, como los derechos de las minorías y los derechos infantiles.

 

RECONOCER A las mujeres el día de hoy no es suficiente ni es una celebración: es una oportunidad para vernos a nosotros mismos, evaluarnos como sociedad y vislumbrar hacia dónde nos dirigimos.

***

POR SI a los habitantes de Chetumal les faltara algo, aparte de la basura y los camiones descompuestos, ahora resulta que la nave no tiene capitán, ya que su nuevo timonel, Othoniel García, no pudo asumir el mando porque no lo dejaron.

 

LA SESIÓN extraordinaria para entregar el bastón de mando que deja vacante Hernán Pastrana, no pudo realizarse porque en el cabildo no se pusieron de acuerdo. Por lo tanto, en teoría José Luis Murrieta, el encargado de despacho sigue despachando, al menos hasta el domingo, cuando termina de modo formal la licencia de don Hernán; en la práctica, en Othón P. Blanco no hay autoridad.

 

ANTE LO cual tricolores, azules, amarillos, verdes y demás espectro político se encuentra de plácemes porque la situación les sirve de munición para disparar en contra de Morena, partido que se supone pondría orden en el Ayuntamiento.

 

PARA UNA capital de estado que se apresta a recibir una secretaría federal y una importante inyección de inversiones derivadas del Tren Maya, estos signos de despiporre y marrullería poco ayudan para que salgan del marasmo económico en que se encuentra.

***

UNA INSPECCIÓN de la Cofepris encontró que sólo una de cada cinco cooperativas escolares dejó de incluir comida chatarra en su oferta; ante ello, se prevén multas y jalones de oreja.

 

PERO EN realidad el mensaje de fondo en esto no es tanto de desobediencia como de rentabilidad: lo que deja es lo que los estudiantes consumen y lo que los estudiantes más consumen es comida chatarra. Simple ley de oferta y demanda.

 

ADEMÁS, ¿QUIÉN puede resistirse a una papitas, quién puede comer sólo una? A ver…