Acusan tala ilegal para farmacias

133

Farmacias del Ahorro es una de las tiendas minoristas de mayor crecimiento en México, con mil 600 sucursales en toda la República.

SERGIO GUZMÁN

CANCÚN, Q. ROO.- Una investigación conjunta entre la organización “Mexicanos contra la Corrupción” y el proyecto de denuncia ciudadana llamado “Los Supercívicos”, denunció la tala ilegal de árboles por parte de Farmacias del Ahorro en al menos 26 entidades del país.

De acuerdo con este trabajo, en el que también colaboraron ciudadanos de diversos estados en los últimos dos años para acusar la tala arbitraria en sucursales de Farmacias del Ahorro, se documentaron mil 804 árboles a nivel nacional que fueron arrancados para construir, remodelar o abrir espacios de estacionamiento de 407 locales pertenecientes a esta cadena.

En Quintana Roo, por ejemplo, se evidenciaron 58 casos de árboles eliminados para “beneficio” de 11 sucursales de la empresa, cuya razón social es “Comercializadora Farmacéutica de Chiapas, S.A.P.I. de C.V.”

Arriba de la entidad quintanarroense, con más árboles talados de forma ilegal por esta compañía están Jalisco (252), Veracruz (200), Estado de México (132), Yucatán (142), Guanajuato (121), Nuevo León (110), Ciudad de México (103), Puebla (80) y Chiapas (78).

En Ciudad de México, por ejemplo, “Mexicanos contra la Corrupción” y “Los Supercívicos” ya entablaron denuncias ante la Fiscalía especializada en Delitos Ambientales y Protección Urbana, mientras que en otras entidades ya están preparando acciones legales para proceder contra este ilícito.

“Con este procedimiento se busca que la empresa repare el daño causado al medio ambiente, pero, sobre todo, que se otorguen garantías de que no volverá a suceder”, expuso Gerardo Carrasco Chávez, encargado del área jurídica de “Mexicanos contra la Corrupción”.

Farmacias del Ahorro es una de las tiendas minoristas de mayor crecimiento en México, con mil 600 sucursales en toda la República. El desarrollo de la compañía fue uno de los objetivos de Eduardo Solórzano, quien fungió como presidente y director general de la compañía entre 2014 y 2017. En 2016, en una entrevista con la revista Expansión, Solórzano anunció que se proponían duplicar el tamaño de la empresa hacia 2020 y llegar a 2 mil 300 tiendas, casi el doble de las que tenían entonces.

“Uno no puede talar un árbol ni en la banqueta ni siquiera dentro de su propio inmueble si no tiene el permiso en primera instancia otorgado por parte del municipio o la delegación o alcaldía correspondiente, y bueno, fueron interesantes las respuestas que obtuvimos porque en un primer momento pues concluimos que todos los permisos eran de poda, pero se les pasó la mano y se talaron estos árboles”, agregó Carrasco Chávez.

La cadena farmacéutica se defendió de las acusaciones y argumentó que “en la mayoría de los desarrollos para la apertura de nuevas sucursales el proveedor es quien realiza la gestión para los permisos que sean necesarios, de acuerdo con los requisitos que se tengan que cumplir en cada demarcación y entidad federativa.

“Los proveedores se comprometen a apegarse a nuestro código de ética y respeto a la ley, es un compromiso que firman”, deslindándose así de la tala ilegal.