Sigue en ‘análisis’ comisión médica

43

La creación de la Comisión de Arbitraje Médico del estado fue aprobada por la XV Legislatura en mayo de 2017; su convocatoria no ha sido emitida porque continúa en análisis.

 

HERLINDO VÁZQUEZ

CHETUMAL, Q. ROO.- No tiene para cuando. A casi dos años de que el Congreso del Estado aprobó la creación de la Comisión Estatal de Arbitraje Médico, su integración se encuentra detenida porque todavía se hacen revisiones a la convocatoria para elegir a sus integrantes.

La revisión de la convocatoria, una de las mayores prioridades que han pedido los doctores en la entidad, es realizada por la Secretaría de Gobierno y la Consejería Jurídica del Estado. Se trata de la segunda revisión a dicha iniciativa, pues una versión anterior fue modificada en el apartado de presunción de inocencia a petición de organismos médicos.

Al respecto, la secretaria estatal de Salud, Alejandra Aguirre Crespo señaló que el proyecto de la Comisión de Arbitraje se elabora de manera interinstitucional, pero en este momento son la Secretaría de Gobierno y la Consejería Jurídica las que tienen bajo su cargo el análisis de la convocatoria.

“Se hicieron unos ajustes a la convocatoria y ahora estamos en el tema de orientación por parte de la Consejería Jurídica y la Secretaria de Gobierno; por el momento no puedo dar información de manera concreta por los ajustes que estamos realizando todavía”, explicó.

La convocatoria, que en su momento emitió la propia Secretaría de Salud (Sesa) seguirá vigente de manera tentativa, por hacer referencia a la elección y conformación de los integrantes de la Comisión de Arbitraje Médico en Quintana Roo.

La creación de la Comisión de Arbitraje Médico, órgano que estaría regido por un Consejo General conformado por cinco consejeros y un presidente, fue avalada a fines de mayo de 2017; los consejeros serían cuatro funcionarios de gobierno y un abogado.

La Fiscalía General del Estado registra desde 2006 un total de 117 casos de presunta negligencia médica, mismos que no han podido ser dirimidos por falta de la citada comisión.