Logra Netanyahu empate victorioso

55

Ganaría reelección con coalición derechista; sería su cuarto periodo.

REFORMA / STAFF

JERUSALÉN.- Benjamín Netanyahu se perfilaba anoche para un cuarto mandato consecutivo en Israel.

Pese a que el último escrutinio de votos apuntaba a un empate técnico en las elecciones de ayer, el actual Primer Ministro podría llevarse la victoria si logra una alianza con los demás partidos de derecha, lo que es casi seguro.

El partido del líder conservador, el Likud, ganó 35 escaños frente a los 35 que también obtuvo la coalición centrista Azul y Blanco de Benny Gantz.

Sin embargo, si Netanyahu consigue aliarse con las demás minorías de derechas, sumaría en total 67 escaños, con lo que resultaría reelecto en el poder.

“Esta es una noche de tremenda victoria”, sostuvo Netanyahu, quien ha estado en el cargo de manera ininterrumpida durante la última década.

“Creo que el Señor y la historia le han dado al pueblo de Israel otra oportunidad, una oportunidad de oro para convertir a nuestro país en una nación fuerte entre las más fuertes del mundo”, agregó en un discurso ante miles de sus seguidores.

Momentos antes, Gantz también se había proclamado victorioso e incluso agradeció al actual Premier por sus años de servicio. Ahora parece casi seguro que Netanyahu superará al líder fundador de la nación, David Ben Gurion, como el Primer Ministro de Israel más duradero.

La victoria también le brindaría al conservador, de 69 años, un mandato renovado mientras enfrenta una acusación inminente por cargos de soborno y corrupción.

Netanyahu es ampliamente reconocido por haber mantenido al país seguro y entregado una serie de victorias diplomáticas largamente buscadas, muchas de ellas gracias al Presidente estadounidense, Donald Trump.

A medida que el Premier se ha desplazado hacia la derecha, la izquierda ha emigrado al centro, después de años de violencia en el segundo levantamiento palestino de principios de la década de 2000 y la ausencia de un proceso de paz viable desde entonces.

Netanyahu se ha beneficiado del fuerte apoyo de Trump, quien en los últimos dos años se retiró del acuerdo nuclear con Irán, reconoció a Jerusalén como la capital de Israel y hace sólo dos semanas reconoció la soberanía de Israel sobre los Altos del Golán.

Por otro lado, podría estar cerca de enfrentar a la justicia. La evidencia en los casos de corrupción en los que se le asocia, que se mantuvo en secreto hasta después de la elección para evitar filtraciones que pudieran inclinar la contienda en su contra, ahora se entregará a los abogados del caso, lo que significa que Netanyahu podría estar plagado de informes perjudiciales mientras trata de reunir una coalición de Gobierno, de acuerdo con el diario The New York Times. Y podría ser difícil para él permanecer en el cargo una vez que se presenten cargos penales formales, posiblemente a fines del verano.