Crece turismo en QR a pesar de violencia

45

Industria turística mantiene tendencia al alza en la entidad.

FELIPE VILLA

CANCÚN, Q. ROO.- La industria turística de Quintana Roo mantuvo un nivel óptimo de crecimiento en 2018, a pesar de que el estado se ubicó entre los cinco “menos pacíficos” del país, de acuerdo con el Índice de Paz México 2019, elaborado por el Institute for Economics and Peace (IEP).

De hecho, la violencia le costó a Quintana Roo 96 mil 800 millones de pesos sólo el año pasado, es decir, el 23.5 por ciento del Producto Interno Bruto estatal, pero aun así la industria turística mantuvo una tendencia al alza.

El IEP señala que, “hasta ahora”, las crecientes tasas de homicidios y delitos con violencia no han repercutido de manera notable en la industria del turismo. Indica incluso que “la importante ciudad vacacional de Cancún, uno de los principales destinos turísticos de México”, recibió más visitantes que cualquier otra de América de Latina. Y, con ello, la economía del estado creció en más del 3 por ciento.

La cantidad que gastó el estado producto de la violencia durante 2018 fue superior en 36 mil millones de pesos contra 2017, cuando el costo ascendió a 60 mil 260 millones de pesos. El impacto per cápita el año pasado fue de 48 millones 961 mil pesos, según los datos del IEP.

Quintana Roo fue una de las entidades que más empeoró con respecto del informe del año pasado, pues cayó seis peldaños. Mientras que en el Índice de paz con datos de 2017 se ubicaba en el lugar 23, en el nuevo, con datos de 2018, aparece en el lugar 29, con una calificación general de 3.720 puntos.

La situación de la entidad motivó que incluso en el documento se le dedicara un apartado especial.

“Por primea vez, Quintana Roo se ubica entre los estados menos pacíficos de México, luego de que su calificación tuvo deterioros de más de 30 por ciento en 2017 y 2018. Desde 2016, Quintana Roo ha experimentado aumentos considerables en delitos con violencia, homicidio, crímenes de la delincuencia organizada y delitos cometidos con armas de fuego”, se asienta en el informe.

Además del narcotráfico, los otros crímenes de la delincuencia organizada que se incrementaron son la extorsión, el secuestro y la trata de personas.

En el Índice se señala que Quintana Roo empeoró en todos los indicadores con respecto al año anterior. Particularmente en la comisión de homicidios, con un aumento del 106 por ciento; en delitos cometidos con arma de fuego, mayor en 85 por ciento, y en delitos con violencia, con incremento del 47 por ciento. Acerca de este último indicador, el estado tuvo el mayor repunte de todos los estados del país, al pasar de mil 975 a 2 mil 799 por cada 100 mil habitantes.

“El incremento de la violencia relacionada con la delincuencia organizada motivó que los homicidios llegaran a un punto álgido en 2018, cuando en todo el estado hubo 500 muertes atribuidas a la violencia entre pandillas entre enero y agosto de 2018. La tasa de homicidios se duplicó en 2018, y se acompañó de un aumento de 85 por ciento en la tasa de delitos cometidos con armas de fuego”.