Provoca desinterés hablar maya, por discriminación

557

Jóvenes mayas prefieren dejar de hablar su lengua materna por temor a enfrentar burlas, alertó el Inmaya

 

 

POR: LAURA CRUZ

CHETUMAL, Q. ROO.- La discriminación que enfrentan jóvenes de comunidades mayas en la entidad ha provocado desinterés por aprender su lengua materna, lo que podría ocasionar pérdida de valores de identidad o su extinción, señaló Cecilio Itza Poot.

 

El delegado del Instituto para el Desarrollo del Pueblo Maya y las Comunidades Indígenas de la zona centro (Inmaya) reveló que cuatro de cada 10 jóvenes hablantes prefieren no hacerlo por temor a enfrentar burlas.

 

“Nosotros en la zona maya nos hemos dado cuenta que existe discriminación entre nosotros mismos, porque cuando los alumnos hablan maya se burlan en la escuela”, reconoció.

 

El funcionario aclaró que no se ha perdido la lengua maya pero tampoco se ha reforzado entre la población indígena, por lo que si niños y jóvenes no hacen nada por preservarla se podría perder en algunos años.

 

Compartió que los niños de las comunidades indígenas ya no hablan maya, lo cual es atribuible a sus padres, pues deberían enseñarles la lengua materna, de ahí que las instituciones “están haciendo un esfuerzo de llevar programas y talleres en lengua maya, bilingües”.

 

El Inmaya promueve la preservación de esa lengua originaria, mediante talleres en Derechos Humanos a indígenas, con el propósito de sensibilizar respecto a la preservación de su lengua. Pueden ser personas que destaquen en el país o en el mundo, agregó.

 

“Todos los talleres que llevamos a cabo terminamos dándolos en maya porque tenemos compañeros e instituciones que nos apoyan. Son capacitadores en cuestiones de derechos humanos e igualdad de género, por eso nos acercamos  con la finalidad de hacerles entender que la lengua maya es importante y se debe preservar”.

 

En Quintana Roo, el 16.7 por ciento de la población se considera maya-hablante, pero la pérdida de personas que lo promueven es cada vez menor ante la migración, cambios económicos y la urbanización, que generan una aparente disminución de presencia en comunidades rurales.