Atienden acoso laboral en OPB

133

Algunos trabajadores del Ayuntamiento de OPB recibieron reconocimientos por años de servicio.

 

Por: LAURA CRUZ

 

CHETUMAL, Q. ROO.- Tras múltiples quejas por parte de trabajadores de la Dirección de Servicios Públicos en Othón P. Blanco debido al hostigamiento laboral que padecían, la situación entre el personal mejoró con la destitución de Jaime Valle Villaseñor, quien era el titular del área.

 

El dirigente del Sindicato Único de Trabajadores al Servicio del Ayuntamiento de Othón P. Blanco (SUTSAOPB), Juan Pablo Ley Moo, admitió que hubo un notable cambio con ese movimiento.

 

“En Servicios Públicos se solucionó cuando movieron a Valle, en Fiscalización hubo un plantón, porque nosotros llegamos a respaldar, y desgraciadamente era gente de confianza”.

 

Así como en las áreas de Fiscalización y Servicios Públicos se dio esta inconformidad, lo mismo ocurrió en Turismo.

 

El líder sindical expresó que en la presente administración municipal existen directores y directoras de área que se toman atribuciones, las cuales resultan perjudiciales para la labor encomendada a los empleados de confianza.

 

“Hay algunos directores que no entendieron, o creyeron que iban a venir a descubrir el hilo negro, no sé si venían recomendados o son recomendados de la administración, pero no entendieron que el trato con los trabajadores municipales tiene que ser de una manera cordial”.

 

Semanas atrás, personal de la dirección de Fiscalización se manifestó en el Palacio Municipal para exigir la destitución del director de esta área, Emanuel Magaña Cirerol, a quien acusan de acoso laboral.

 

Al ser personal de confianza la mayoría de los inconformes, Ley Moo precisó que él cómo líder del sindicato municipal únicamente los puede apoyar moralmente, sin embargo no tiene injerencia en empleados que no sean basificados.

 

“Los compañeros de base argumentaron que los movieron y agitaron para ese movimiento. De todas maneras tomamos cartas en el asunto y llegamos a un acuerdo con Emanuel, donde él tiene que moderar su conducta con los trabajadores, sean de base o confianza, a fin de cuentas son trabajadores del Ayuntamiento”, apuntó Ley Moo.

 

Por lo anterior, se realizó una minuta de acuerdos para que los ánimos de trabajo vayan mejorando al paso de los días.

 

Ley Moo reconoció que estas tres direcciones municipales dan “dolores de cabeza”, pues en las demás direcciones el personal se encuentra tranquilo y trabajando hasta ahora sin ningún contratiempo.

 

Quizá te interese: Palomean las plurinominales