El retiro es un reto mental

70

Los ex futbolistas tienen que pensar en cómo reorganizar su vida.

 

 

Por: Eduardo Macías / Agencia Reforma

GUADALAJARA, JALISCO.-Uno de los principales retos que afronta el futbolista profesional, tras el retiro, es la reintegración al círculo social y familiar pues, de acuerdo con el psicólogo del deporte, Gustavo Zepeda, las relaciones sentimentales del jugador pueden verse deterioradas.

 

“Al ya tener una vida familiar continua, puede haber situaciones que desemboquen en el divorcio, por la falta de convivencia como pareja, porque durante mucho tiempo de su vida vivió únicamente como visitante de su hogar, y no como un integrante más de su hogar.

 

“(El retiro) desemboca principalmente en la vida emocional del deportista, en su vida social, pero también en su vida económica, porque sabe que ya no va a tener ingresos de una manera permanente, sino que tiene que buscar alternativas para poder vivir y tratar de mantener el estándar de vida, que le proporcionó su profesión como futbolista”, argumentó el Dr. Zepeda.

 

El factor económico es otro de los que se tienen en cuenta en esta etapa; el también docente en la Escuela Nacional de Directores Técnicos (ENDIT), considera que las organizaciones deportivas no tienen atención con los jugadores próximos a retirarse, y que debería ser abordado por los departamentos de desarrollo humano.

 

“No hay una atención, una prevención de trabajo, o una proyección psicológica humana, para decir: ‘este jugador, o este árbitro, se está preparando para el retiro, hay que ayudarle mentalmente y emocionalmente, e inclusive ayudarles a hacer un plan de vida para su retiro’; eso no existe en el futbol mexicano”, compartió Gustavo Zepeda a CANCHA.

 

Quizá te interese: Está Boy feliz con Oribe