Acercan ciencia y narrativa a jóvenes

202

 

  • Carlos Chimal, narrador y divulgador científico, sostiene que a los lectores jóvenes no se les puede dar gato por liebre.

 

JOSÉ ARMANDO GARCÍA/AGENCIA REFORMA

 

GUADALAJARA, JAL.- Consciente que el público juvenil es exigente y conocedor, Carlos Chimal se propuso con El Portafolio de Tesla contar una historia actual, de ciencia, pero al mismo tiempo amena.

 

La trama de la novela editada por Planeta Junior e ilustrada por Pedro Daniel González, presenta a José Panduro, un adolescente, hijo de dos ingenieros divorciados, quien al entrar en la secundaria enfrenta los típicos problemas de la edad: la atracción hacia el sexo opuesto, el bullying y el deseo de agradar a sus maestros.

 

“(El público juvenil) es difícil, porque son exigentes; hace algunos años, editorial Planeta organizó un encuentro con los chicos que habían leído la serie de La Guerra de las Galaxias, los libros, y me di cuenta con grata sorpresa que ellos saben perfectamente qué es cierto, qué no es cierto, qué es fantasía y qué es realidad, cuando quieren saber más de ciencia en algo fantástico, lo toman, no les puedes dar gato por liebre”, dice el narrador.

 

Un profesor de Ciencias, el científico Nicola Tesla y un portafolio con instrucciones para viajar en el tiempo están al centro de las aventuras de Panduro, a quien acompañarán su hermana, su amiga Mora y sus compañeros de clase: Risas, Frío, Chamarras, Angustias y Nervios.

 

“Hay que proponer lo que uno cree que es valioso en ese momento y ellos verán, hay quienes dicen que es tentador escribir para ellos (el público juvenil) y se gana mucho dinero, pero no necesariamente es eso”, comenta Chimal.

 

Quizá te interese: Héroe rarámuri, en cómic