Conocer a los amigos de los hijos, insisten

165

 

*La trata de personas se da en todos los niveles, en diversas ciudades, tanto urbanas como rurales.

 

OMAR ROMERO

CANCÚN, Q. ROO.- Los padres de familia deben estar al pendiente de la información que sus hijos publican en redes sociales, además de conocer a sus amigos y parejas para combatir la trata de personas, considera Dante Chávez García.

El vicepresidente en Seguridad de Delitos Cibernéticos de la Organización Interamericana de Consejos Ciudadanos sostiene que, lamentablemente, las redes sociales se han convertido en una herramienta para que quienes cometen estos delitos tengan más facilidades de ubicar a sus víctimas.

A través de estas redes se ofertan trabajos donde prometen a las mujeres convertirlas en famosas modelos, pero en ocasiones sólo es un “gancho” para llevárselas y usarlas en diferentes actividades.

El especialista insiste en la necesidad de tener cuidado cuando las jóvenes vean este tipo de anuncios.

“Las modalidades de la trata de personas son distintas; a través de las nuevas tecnologías, una herramienta tan convencional para nosotros, es como a estos delincuentes le sirve para contactar y enganchar de manera fácil a sus víctimas”.

Los padres de familia deben poner especial atención a las relaciones de noviazgo de las hijas, ya que quienes colaboran con redes de tratantes tienen el mismo modo de operar, enamorar a las jóvenes, al grado de que decidan irse de su casa. Todo para llevárselas a otro lugar y explotarlas sexualmente.

Chávez García reiteró la importancia de mantener una constante comunicación entre padres e hijos, saber con qué personas platican en redes sociales, conocer a sus amistades, para evitar sean víctimas de este delito.

“Estas personas hacen una labor psicológica con nuestros hijos e hijas, para lograr que se vayan de casa o que crean en su amor, para llevarlos a otro lugar con engaños”.

Con la parte de la presión psicológica también dicen que tienen información de su familia y que los pueden llegar a matar si no se van con ellos.