Buscan que cannabis tenga un ‘uso adulto’

256

 

  • El “uso adulto” de la planta como medida de prevención para los menores de edad.

 

DULCE SOTO / AGENCIA REFORMA

 

CIUDAD DE MÉXICO.- El nuevo paradigma de atención al consumo de drogas impulsaría, más que el uso lúdico de la cannabis, el “uso adulto” de la planta como medida de prevención para los menores de edad.

 

Así lo sostiene Gady Zabicky, recién nombrado titular de la titular de la Comisión Nacional contra las Adicciones (Conadic).

 

Es decir, que no se prohibiría su utilización con fines recreativos, pero se buscaría acotarlo para mayores de edad.

 

“Tenemos siempre que tener a los chavos de frente y darnos cuenta que la cannabis, si bien es una sustancia relativamente inocua después de los 25 años de edad, antes de eso es una sustancia bastante problemática”.

 

Adelanta que las Secretarías de Gobernación, Hacienda, Salud, y Agricultura trabajan en una nueva propuesta de ley sobre este tema.

 

“Hay una ingeniería tremenda alrededor de ella (la iniciativa sobre uso de mariguana), está la sociedad civil metida en esto, yo creo que es probable que salgamos con una ley muy completa y, desde mi punto de vista, si sale nada más para el uso médico e industrial, saldría un poco coja”, plantea Zabicky, quien es médico cirujano con especialidad en psiquiatría y subespecialidad en adictología, por la UNAM.

 

“Creo que el cómo nos vamos a enfrentar a la cannabis va a ser un ejemplo para ver nuestra nueva actitud frente al problema adictivo, que sí tiene que cambiar, porque, yo insisto, llevamos 100 años librando una guerra contra las drogas que al final se convierte en una guerra contra las personas”.

 

Aunque considera que el enfoque no prohibicionista tocaría también a otras sustancias, asegura que las decisiones se tomarán con prudencia.

 

Sin embargo, exhorta a la población a tener “la mente abierta” y comprender que estas decisiones se toman con base en evidencia científica y anteponiendo la salud pública.

 

“Que se hagan las preguntas importantes: ¿Cuál es el costo humano de esta guerra contra las drogas? ¿Hay mejores maneras de enfrentarnos a este problema?”.

 

El funcionario cuenta que la idea es abordar el consumo de sustancias desde la visión de la salud pública y no como un problema de seguridad; pasar de un modelo prohibicionista a uno basado en atención médica, de salud mental, reducción del daño, prevención y respeto a los derechos humanos.

 

“Este es un problema que tiene que atenderse en hospitales, no en cárceles”.

 

Para ello, busca posicionar a la Conadic como la institución referente a nivel nacional en la atención de las drogas y pilar de la Estrategia Nacional contra las Adicciones, anunciada por el presidente Andrés Manuel López Obrador y coordinada por la Secretaría de Salud, para atender el asnto desde cuatro ejes: salud, educación, bienestar, cultura y comunicación.

 

“El control de Conadic, que ha estado como pelota de ping pong entre Gobernación y Seguridad, en este momento está en la cancha de la Secretaría de Salud. Queremos retomar la parte humanista, el tratamiento, y que las fuerzas del orden público intervengan únicamente cuando es indispensable el ejercicio de una acción penal”.

 

Quizá te interese: Preocupa el atraso del recurso federal