Critican estructura de programas sociales

137

 

  • El presidente de la Coparmex, Gustavo de Hoyos, señaló los programas sociales del Gobierno federal, carecen de estructura y podrían tener fines políticos.

 

Jesús Guerrero/Agencia Reforma

Chilpancingo, México 28-Aug-2019 .-El presidente de la Coparmex, Gustavo de Hoyos, señaló los programas sociales del Gobierno federal, como Jóvenes Construyendo el Futuro, carecen de estructura y podrían tener fines políticos.

“El gran problema de los programas sociales que ha puesto en marcha esta administración es que no tienen métricas, tampoco no hay verificabilidad de la forma en que se ha hecho la dispersión de los mismos, carecen de estructuración que permitan la progresividad de los beneficiarios”, afirmó el dirigente empresarial durante una conferencia magistral en Chilpancingo.

REFORMA publicó un estudio realizado por Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) sobre el programa Jóvenes Construyendo el Futuro, el cual detectó diversas irregularidades, entre ellas centros de trabajo “fantasma” y discordancia entre los becarios registrados y en capacitación.

El dirigente de la Confederación Patronal de la República Mexicana advirtió que hay una “transferencia ciega” de los recursos otorgados a los beneficiarios.

Mencionó que el estudio de MCCI sobre Jóvenes Construyendo el Futuro proporciona datos que revelan una alta posibilidad de que hasta el 80 por ciento de este programa sea falso.

“Es decir, que los mecanismos de dispersión tengan alguna orientación política, sino es que una abierta corrupción”, alertó.

Ante más de cien empresarios y académicos, De Hoyos sostuvo que los programas sociales no son malos en sí, pero para que sean racionales deben cumplir con generar que, en un mediano plazo, quienes estén en situación de marginación puedan mejorar su condición de vida.

Contó que en el programa Oportunidades –puesto en marcha en los dos gobiernos panistas y el de Enrique Peña Nieto, y el cual desapareció en la gestión de Andrés Manuel López Obrador– se daba el dinero a las madres siempre y cuando presentaran la cartilla de vacunación o las calificaciones de sus hijos.

“O sea, utilizas un vehículo de transferencia de ese dinero para provocar otras acciones”, expuso.

 

Quizá te interese: Requieren 28 mmdp para atender cáncer