Iniciará CNBV autorizaciones a fintech

340

 

  • La Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) iniciará a partir del 25 de septiembre la entrega de licencias para operar como Instituciones de Tecnología Financiera (ITF).

 

Jessika Becerra/Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO 05-Sep-2019 .-La Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) iniciará a partir del 25 de septiembre la entrega de licencias para operar como Instituciones de Tecnología Financiera (ITF), informó David lopez Campo, vicepresidente técnico del organismo.

“Estamos a unos días, el 25 de septiembre, vamos a empezar a autorizar estas empresas, la CNBV recibe dos o tres solicitudes todos los días desde hace más de un año y ya hay muchos expedientes armados, de lo que habla es del interés que existe y ustedes se pueden sumar a este esfuerzo”, mencionó al participar en la 13 Convención de Asofom.

Las empresas Fintech que ya se encontraban en operación cuando se publicó la Ley Fintech tienen como límite el próximo 25 de septiembre para presentar su solicitud de licencia a la CNBV.

A su vez, este organismo verificará que las empresas cumplan con los requisitos de la regulación.

En una breve participación, el funcionario expuso que la entrada de empresas Fintech y del Cobro Digital (CoDi), el servicio que permitirá pagar con el celular con solo capturar códigos QR, permitirá ampliar la inclusión financiera.

“Somos un País donde todavía la penetración crediticia es baja respecto a países de la OCDE, de AL y Europa”, mencionó.

En el mismo evento, Viviana Garza, directora de regulación y supervisión del Banco de México, señaló que el surgimiento de nuevas instituciones de tecnología financiera, así como de empresas de tecnología aplicadas a productos de servicios financieros genera oportunidades y retos.

“El futuro trae consigo soluciones tecnológicas que contribuyen a la inclusión financiera, a complementar y a hacer más eficientes las operaciones activas, pasivas y de servicios, a contar con modelos robustos para revisar las bases de datos enteras que contribuyen para hacer análisis de mercado como para la debida diligencia de los clientes y mil cosas que ayudan a robustecer nuestro sistema”, mencionó.

Comentó que en palabras del gobernador del Banco de México, los desarrollos tecnológicos posibilitan disminuir las barreras de entrada, promueven un entorno de mayor competencia y aumentan las externalidades positivas de la red de los servicios de pago con el consecuente abatimiento de los costos.

“Cuando la población tiene acceso a servicios formales de financiamiento y más formas para ahorrar e invertir a costos competitivos, cuenta con los medios para administrar los recursos y expandir sus posibilidades de consumo y bienestar”, destacó.

Indicó que las áreas en donde las Fintech han demostrado avances son en el desarrollo y comercialización de préstamos persona a persona, inteligencia artificial, firmas digitales y uso de biométricos.

A su vez, indicó que para las autoridades, las fintech representan un nuevo reto no solo por el aumento en el número de sujetos obligados y por lo tanto de supervisados, sino por el cambio de paradigma en la manera de supervisar.

“Por ello la supervisión también deberá de cambiar de manera importante”, indicó.

“Para darle a los clientes lo que piden, en breve la supervisión con enfoque basado en riesgo no será suficiente. Las autoridades también deberemos trabajar con metodologías de innovación, cuestionando nuestros actuales retos que las fintech traen consigo”, declaró.

“El cliente demandará cosas distintas y seguramente mucho más expeditas, la supervisión en el mediano plazo también deberá ser transfronteriza, al igual que la protección de ellos clientes y de su información. Prevenir contagios y crisis sistémicas tendrán sin duda un enfoque distinto”, reconoció.

Añadió que si bien emitir regulación ha sido reto, implementarla y verificar su cumplimiento será el siguiente paso, sobretodo porque algunas empresas operarán como Sandbox, una figura que permitirá experimentar modelos de negocios por dos años.

“No queda duda que la tecnología ha sido y será un modelo disruptivo de las entidades financieras y por lo tanto las autoridades debemos buscar esquemas de supervisión igualmente disruptivos”, reiteró la funcionaria.

Por otra parte, comentó que utilizando las bases históricas de supervisión del Banco de México, está comprobado que si una institución fue visitada por la autoridad financiera y pasó por el proceso de corrección o la implementación de alguna recomendación, la probabilidad de reincidir en el error se reduce 16 por ciento.

 

Quizá te interese: Impone EU cuotas al acero mexicano