Impone Trump su visión migratoria

83

*Revelan que líder inició una purga de asesores que rechazaron medidas

 

Reforma / staff

El Presidente de Estados Unidos, Donald Trump, propuso en una reunión en marzo pasado disparar contra migrantes en la frontera sur, reveló The New York Times.

Esa junta de trabajo en la Oficina Oval inició como de costumbre, con el Mandatario enfurecido por la situación migratoria.

Pero esa vez, propuso una solución: cerrar al día siguente los 3 mil 200 kilómetros de frontera. Sus asesores, agregó el periódico, escucharon la indicación atónitos.

Los consejeros temían que el mandato del Presidente dejara atrapados a turistas estadounidenses en México, que los niños en ambos lados de la frontera se vieran forzados a permanecer en las escuelas y que se originara una crisis económica entre los dos países.

Ellos estaban conscientes de que el empeño del Mandatario por frenar la migración lo había llevado a buscar soluciones cada vez más extremas.

En privado, indicó el rotativo, Trump había hablado de fortalecer el muro fronterizo con una trinchera de agua repleta de serpientes o caimanes, propuesta que no fue desairada por sus asesores, pues buscaron los costos.

También recomendó electrificar el muro, “con puntas en la parte superior que pudieran perforar la carne humana”.

Pero cuando públicamente sugirió que los soldados dispararan a los migrantes si éstos les aventaban piedras, sus consejeros le aclararon que dicha acción sería ilegal, lo cual llevó al Mandatario a retractarse.

Sin embargo, en la reunión sostenida en marzo, Trump retomó la idea, y propuso que al menos les dispararan en las piernas para limitar su movilidad, a lo cual sus asesores respondieron que tampoco estaba permitido.

“El Presidente estaba frustrado, y pienso que tomó ese momento para presionar el botón de reinicio”, dijo Thomas D. Homan, quien fungió como director interino del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés) de enero 2017 a junio 2018.

“El Mandatario quería que el problema se solucionara rápidamente”.

Al finalizar la semana, apuntó The New York Times, Trump retiró la amenaza de cerrar la frontera, pero dio inicio a una purga de los asesores que se atrevieron a contenerlo. Lo que debía ser una reunión de 30 minutos en la Oficina Oval se extendió por más de dos horas, con el equipo de Trump intentando calmarlo desesperadamente.

La entonces Secretaria de Seguridad Interna Kirstjen Nielsen, y a quien Trump siempre desdeñó, fue una de las personas que trató de hacerlo razonar acerca de lo infructuoso que sería cerrar la frontera. A principios de abril, Nielsen se vio obligada a renunciar a su cargo.

Ahora, subrayó el diario, el Presidente está rodeado de consejeros menos decididos a hacerle frente, y su amenaza de cerrar el país al flujo de migrantes permanece activa.

“Tengo poder absoluto de cerrar la frontera”, dijo Trump en una entrevista este verano con el periódico neoyorquino.

Te puede interesar : Disuelve Vizcarra Congreso en Perú