Comparece titular del Imoveqroo ante la XVI Legislatura

189

 

  • El Imoveqroo debe velar por que existan condiciones óptimas de movilidad para el ciudadano, pero al no contar con un Reglamento Interno su operatividad aún es limitada.

 

HERLINDO VÁZQUEZ

CHETUMAL, Q. ROO.- Y sin embargo, se mueve. Pese a que el Instituto de Movilidad de Quintana Roo (Imoveqroo) todavía carece de un Reglamento Interno y por lo tanto sus atribuciones continúan limitadas, sus acciones revisten gran importancia para la entidad.

Durante su comparecencia ante la XVI Legislatura, como parte de la glosa del Tercer Informe de labores del gobernador Carlos Joaquín, el titular de la dependencia Jorge Pérez Pérez afirmó que en un lapso de dos semanas estará lista su normatividad interna con la ayuda de un despacho externo.

En tanto, cualquier acción que emprenda el Imoveqroo carece de certeza jurídica; por ello, señaló, el organismo se limita a operativos de regulación de transporte público, que en lugar de ser considerados asertivos son percibidos como persecutorios y con fines recaudatorios.

El funcionario reconoció que hay diversos pendientes por atender. Entre ellas la regulación de las diversas modalidades del transporte en la entidad, tanto público como de carga, así como los servicios de grúas.

Entre los pendientes por la falta de su reglamento, señaló que el Imoveqroo debía haber supervisado a mil 110 unidades vehiculares. Sin embargo, se han hecho 149 exhortos, se iniciaron 67 procedimientos administrativos de sanción y se recaudaron 222 mil 487 pesos por concepto de infracciones.

Apuntó que en la entidad hay al menos 21 mil concesiones de transporte público y tres mil concesiones de carga, que en conjunto prestan servicio en casi 13 mil rutas distribuidas en todo el estado.

Entre otros números, expuso que en el presente año se han promovido siete mil trámites, alrededor de tres mil de ellos correspondientes al refrendo de concesiones: 957 altas, mil 597 bajas y mil 497 de revista vehicular.

Durante su turno, los diputados Hernán Villatoro Barrios y José de la Peña Ruiz de Chávez consideraron necesario ceder atribuciones a los ayuntamientos para regular el servicio de transporte.

Asimismo, recomendaron contar con un padrón real de concesionarios y prestadores del servicio para evitar la proliferación de transporte pirata.

 

Uber

En el caso de la plataforma de transporte Uber, Pérez Pérez expuso que el Tribunal Colegiado de Circuito estudia el amparo promovido por la empresa, pero hay confianza de que el pronunciamiento será a favor del Estado, pues la normatividad vigente exige que haya una concesión para la prestación del servicio de transporte. No obstante, reconoció que el asunto puede llegar hasta la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN).

Uber estuvo operando durante cerca de un año en la zona norte, sobre todo en Cancún; sin embargo, la oposición de los sindicatos de taxistas y los operativos en su contra de la desaparecida Secretaría de Infraestructura y Transporte (Sintra), obligaron a la empresa a suspender sus operaciones de modo unilateral.

Desde entonces, su regreso se mantiene latente, pendiente de las nuevas condiciones de operación que determina la reciente Ley de Movilidad de Quintana Roo, algunos de cuyos apartados son reclamados por Uber, ya que le exige contar con una concesión.

 

Quizá te interese: Da Nohemí un toque especial a la gente con su joyería artesanal