Están Dalí y Magritte en un mismo museo

189

 

  • “La persistencia de la memoria”, obra artística realizada por Salvador Dalí en 1931.

 

STAFF/AGENCIA REFORMA

BRUSELAS, BÉLGICA.- Las similitudes y diferencias en la obra y mentalidad de los dos grandes genios del surrealismo, Salvador Dalí y René Magritte, se muestran a partir de este viernes en una exposición del museo dedicado al pintor belga en Bruselas.

Hasta el próximo 9 de febrero, el Museo Real de Bellas Artes de Bélgica alojará la muestra “Dalí & Magritte” conformada por cien piezas de los artistas (40 del español y 60 del belga), y provenientes de recintos como el Thyssen-Bornemisza, el Reina Sofía de Madrid, el Pompidou de París o la Tate Modern.

Los dos grandes íconos del surrealismo coincidieron por primera vez en París en 1929, lo que marcó el inicio de una relación marcada por el respeto que cada uno de ellos sentía por el trabajo del otro.

En el verano de ese mismo año por invitación de Dalí, Magritte viajó junto a su esposa Georgette Berger a Cadaqués, en Cataluña. Ese encuentro sería clave para el desarrollo del movimiento surrealista.

Michel Draguet, curador de la exhibición, explicó que tras la cita en Cadaqués, Magritte comenzó a pintar de forma más mimética los objetos y también incluyó sus célebres cielos azules.

En la exposición se contraponen la famosa escena de “Un perro andaluz”, realizada por Buñuel en colaboración con Dalí, en la que una navaja corta por la mitad el ojo de una mujer, y la pintura de Magritte “Objeto pintado: ojo”, en la que se muestra un globo ocular a través de un círculo.

Igualmente, se exhiben dos retratos de mujer, el de Adrienne Crowet, realizado por el belga, y el de Isabel Styler, obra del español, y otros trabajos de ambos.

No obstante, Draguet admitió que aunque los artistas no siempre iban en la misma dirección sí tenían el mismo objetivo.

“Siempre están en el mismo camino, la idea de ir más allá de lo real para mostrar una realidad más profunda”, apuntó sobre los dos pintores.

 

Quizá te interese: Fusiona cuentos y recetas