Está Theater Tol en el Cervantino

282

 

  • El espectáculo, proveniente de Bélgica, ofrece un espectáculo escénico al aire libre para toda la familia.

 

ERIKA P. BUCIO/AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.- En un ambiente festivo, una pareja celebra su boda entre música, danzas y personajes que parecen extraídos de un cuento de hadas.

Se trata de “Garden of Angels”, una historia de amor contada desde las alturas por Theater Tol, compañía belga de teatro aéreo fundada hace 21 años por Lot Seuntjens.

“Un cuento de hadas que siempre termina con felicidad”, dice en entrevista la directora artística de 53 años. “Es maravilloso ver a una pareja que se casa, el compromiso entre dos personas, que pueden ser hombre y mujer, hombre y hombre, o mujer y otra mujer, rodeados de amor, compañía y amigos”.

El espectáculo, que se presenta del 24 al 26 de octubre en Los Pastitos, en Guanajuato, en el marco del Festival Internacional Cervantino, se ha enriquecido y transformado desde su estreno; ha girado por cuatro continentes y es capaz de transmitir su mensaje de alegría y ligereza a pesar de las diferencias culturales.

Para Garden of Angels, que puede ser descrito como una “ópera aérea” en la que dominan los rojos, los blancos y los negros, Seuntjens dispone de cantantes solventes, capaces de interpretar a Puccini o a Mozart, pero también de bailarines y músicos que se elevan a las alturas para la representación.

“Me gusta trabajar con distintas habilidades. Yo provengo del teatro e hice algo de música, pero cuando me volví directora quise reunir todas esas habilidades. En los principios de la compañía éramos más intérpretes y bailarines, pero luego incorporamos músicos y cantantes para tener al elenco adecuado”, detalla Seuntjens.

Theater Tol gusta de presentarse fuera de la caja negra del teatro, al aire libre, donde puede haber una mayor interacción con el público.

“(El espectáculo) puede, además, permanecer más tiempo, y no es necesario comprar un boleto que quizá no puedan pagar (las personas), y puede atraer tanto al público asiduo al teatro como a quienes jamás han visto una ópera o una obra”.

Para sus funciones en el Cervantino, la compañía recurrió a una grúa capaz de elevarse a 42 metros de altura y girar en 360 grados, además de luces y pirotecnia.

El trabajo de Theater Tol no es desconocido en México; la compañía presentó “Pedaleando hacia el cielo” en Puebla, en 2013, y en Monterrey, en 2016. Una historia de amor en tiempos de oscuridad donde los ángeles representan el balance entre el cielo y la tierra, y un mensaje de esperanza, también desde los aires.

Seuntjens fundó la agrupación cuando tenía 26 años.

“Como nadie me conocía, era libre de experimentar, pude ir paso a paso. Tenía la energía”. Y ahora dirige a un equipo de 20 personas afincado en Amberes. “Ahora, cada vez que creo un nuevo espectáculo, me preocupo por ver qué sucede en el mundo de las artes para asegurarme de que sea mejor e innovador”.

 

Quizá te interese: Celebrará su 25 aniversario Museo de Historia Mexicana