¡Entérate! Estrena Delegación Alfredo V. Bonfil reglamento interno

682

 

  • Pensada como complemento agrícola de Cancún, la Delegación Alfredo V. Bonfil tuvo un crecimiento desordenado que ahora se pretende normar con su nuevo reglamento interno.

 

OMAR ROMERO

CANCÚN, Q. ROO.- La Delegación Alfredo V. Bonfil cuenta ya con un reglamento interior, cuya finalidad es normar la instalación, integración, organización, funcionamiento y facultades de las autoridades de zona del municipio de Benito Juárez.

El reglamento entró en vigor tras publicarse, en el Periódico Oficial del Estado de Quintana Roo, el acuerdo 18-21/150, que fue aprobado por mayoría de votos en la XXIII Sesión Ordinaria de Cabildo, realizada el 15 de agosto.

El ejido de Bonfil fue planeado como un centro agrícola que proporcionara productos del campo a la ciudad y la zona hotelera; sin embargo, el crecimiento acelerado de su población ha provocado que rápidamente se ubique dentro de la mancha urbana de Cancún.

Esta situación ha traído como consecuencia que la dotación de servicios públicos sea insuficiente, además de incertidumbre jurídica en la tenencia de la tierra y la carencia de un marco normativo de administración pública.

Ante ello, los integrantes de las Comisiones Unidas de Gobierno y Régimen Interior y de Mejora Regulatoria presentaron la iniciativa para contar con un documento que norme la organización de la delegación, así como dotar a las dependencias que la integran de facultades y atribuciones.

Por ello, la delegación tendrá un titular que será electo y podrá ser removido por dos terceras partes de los integrantes del Ayuntamiento, en caso de que deje de cumplir reiteradamente con sus funciones y obligaciones.

Estará conformado por la Coordinación Administrativa, Unidad Jurídica, Coordinación de Participación Social y Familia; una Coordinación de Participación Ciudadana Cívica y Cultural; así como un enlace de la Dirección de Protección Civil y una Coordinación de Servicios Públicos.

Este órgano desconcentrado, auxiliar de la administración pública que depende directamente del Ayuntamiento, en caso de celebrar convenios sobre conflictos territoriales requeriría la aprobación de las dos terceras partes de los integrantes del Cabildo.

 

Quizá te interese: Buscan fortalecer la calidad docente; entra en vigor el convenio