#DesdeElVAR: La afición pregunta

150

 

JESÚS SIERRA

En la racha de partidos que llevaba el Atlante hasta el martes había un tema obvio en los marcadores y que no se hablaba de ello en las conferencias de prensa: la falta de goles del equipo en sus últimos tres encuentros. Pero alguien se animó a hacer la pregunta ayer, y fue un aficionado.

A través de una transmisión en vivo por redes sociales, un reportero mencionó que “la gente está conectada” con los Potros y citó a un seguidor quien pidió a los azulgranas “definan mejor, (porque) falta contundencia, más goles”. Frase que hizo sonreír al defensor Gabriel España, quien contestó que la ausencia de anotaciones es un tema que preocupa al interior del plantel.

Cuando los aficionados empiezan a hacer preguntas más incómodas que los reporteros es momento de replantearse para qué sirven las conferencias. Hay una línea muy delgada entre promover y difundir el deporte local, y ser voceros o publirrelacionistas de los equipos o asociaciones.

Si algo ha contribuido a la caída del periodismo es la entrada de los “reporfans”, quienes escriben o publican sobre los equipos que les apasionan, sin análisis, ni crítica, ni aportaciones más allá de la opinión.

Tampoco hay que caer en el otro extremo, de criticar y “reventar” sólo por llevar la contraria. Aunque la idea de la “objetividad” sea considerada ya casi un mito, eso no nos inhibe del hecho de ser responsables y profesionales sobre lo que preguntamos o escribimos.

En un medio donde se compite vorazmente por la venta de periódicos, el click y las visitas en medios digitales, la batalla es todos contra todos. Fácilmente se cae en la tentación de complacer a los fanáticos con contenido que ellos quieren escuchar, y también agradar a las fuentes con publicaciones sobre lo que quieren que se sepa.

Sin embargo, existen otros caminos para llegar a tener un público cautivo y que no requieren sacrificar la ética profesional, no creo que sean más fáciles, pero sí más dignos y eso a la larga lo valoran más los lectores o usuarios en el caso de plataformas digitales.

Si queremos que el nivel de la Liga se eleve también hay que hacerlo con el nivel del periodismo que presentamos, con mejor información. Así, los aficionados tendrán herramientas sólidas para exigir o apoyar a su equipo. De esta manera la diferencia entre un aficionado y un “reporfan” será más fácil de distinguir.