El día que la tierra se tragó 8 Corvette 

3191
  • En 2014, un enorme socavón de cerca de 13 metros de ancho y 10 de profundidad se tragó ocho autos de colección y ¡qué autos!

DAVID LOJI / AGENCIA REFORMA                                     

Ciudad de México.- No muchos lo saben, pero hace unos cuantos años la tragedia pegó en el Museo Nacional de Corvette en Bowling Green, Kentucky.

 En 2014, un enorme socavón de cerca de 13 metros de ancho y 10 de profundidad se tragó ocho autos de colección y ¡qué autos! Entre ellos estaban un modelo 1962; un 1984 Pace Car usado en la Indy y realizado en conjunto con PPG; un convertible 1992, que fue la unidad un millón; un modelo 1993 coupé del 40° Aniversario; un 1993 ZR1 convertible Spyder; un 2001 Mallett Hammer y dos unidades 2009, una de ellas era la unidad millón y medio y, la otra un ZR1, que llevaba el sobrenombre “demonio azul”.

De estos ocho autos, cinco sufrieron daños tan fuertes que no se pudieron restaurar, mientras que tres de ellos ya están de vuelta a su estado original.

Los sobrevivientes fueron el ZR1 2009 azul; el convertible blanco 1992 y el modelo 1962.

Apunta Peugeot a México con nueva pickup

Contrario a lo que se podría esperar, este agujero y los autos dañados resultaron ser una atracción para el público. El número de visitantes aumentó 67 por ciento y, en vista del éxito de visitantes e ingresos, la Junta de Directores del Museo había tomado la decisión de no eliminarlo.

Sin embargo, al ver los costos necesarios para mantenerlo abierto se tuvo que dar reversa a esta decisión, pues sería más caro conservarlo que taparlo.

Actualmente quedan rastros de él: una ventana de un metro sobre una alcantarilla colocada en el lugar donde estaba el socavón. Y, en estos días de confinamiento, tú puedes visitarlo a través del tour virtual disponible en https://www.corvettemuseum.org/explore/exhibits/corvette-cave-in-exhibit/