Nido de Víboras

178
Travellers, wearing masks, arrive on a direct flight from China, after Canada's Public Health Agency added a screening question for visitors and began displaying messages in several airports urging travellers to report flu-like symptoms in efforts to prevent any introduction of coronavirus, at Vancouver International Airport in Richmond, British Columbia, Canada January 24, 2020. REUTERS/Jennifer Gauthier

Por Kukulkan

LLEGÓ LA PRIMAVERA, también la cuarentena en muchas partes del país y la emergencia por la propagación acelerada del covid19. La incertidumbre se apodera de muchos quintanarroenses, sobre todo porque los “descansaron forzosamente” en sus empresas, sin goce de sueldo ni nada. La lista de estas empresas es larga, empezando por las transnacionales Starbucks y terminando con los changarritos de la esquina.

LA ZONA HOTELERA de Cancún luce con muy pocos visitantes, casi desértica. Ahora que el gobierno de Estados Unidos cerró sus fronteras y prohibió desde
hace quince días el arribo de cruceros al Caribe mexicano y demás países, la desesperación por falta de dinero comienza a sentirse entre la población. Ya no es el temor al covid19 sino la incertidumbre para mantener a sus familias.

EL COVID19 nos está superando por mucho, sin ser catastrofistas, porque la Organización Mundial de la Salud (OMS) ya mostró sus preocupaciones. El mapa
de contagiados se mueve vertiginosamente por todo el mundo, a razón de 500 por cada cinco minutos, y la cifra de muertos crece.

EL GOBIERNO DE MÉXICO está frente a un grave problema no sólo de salud
social sino de crisis económica. ¿Qué medidas se van a tomar y qué estrategias? Nos preguntamos en este nido que ya está en cuarentena. Ningún veneno es tan poderoso como la desinformación y la superchería.

DE UNA SEMANA para acá la alcaldesa de Benito Juárez, Hermelinda Lezama, anda muy activa en redes digitales. A todos les responde, pero en el fondo, como hemos observado en la mayoría de los comentarios, les da eso que llamamos “avión”, pero esto parece más bien un enorme “crucero” que pasa viéndonos sin escucharnos. LA MAYORÍA de las preocupaciones es el transporte público para la Presidenta Municipal.

De que las unidades siempre van “muy llenas” y “esto se convierte en un foco de infección”. Hermelinda Lezama siempre pide número y datos para sancionar, pero pasan los días y el transporte público sigue sin cambio alguno.

Si de verdad está comprometida con atender los problemas sociales ya lo hubiera solucionado desde el primer momento, pero eso de andar haciéndose publicidad a costa de las necesidades, de vida o muerte, de las personas es muy bajo y lamentable.

HASTA PARECE que anda en campaña electoral adelantada. Basta leer los comentarios que lo único logrado con esta “estrategia” es calentar más a los habitantes y provocar mucho meneo de cascabeles. Más respeto, por favor, en estos días de efectividad y compromiso por parte de los gobiernos. Las víboras ya no usan transporte público porque son cajas de infección rodantes.

LAS VÍBORAS mayas están preocupadas. Cancún se enfrenta ya una crisis económica y de salud que no sabemos cuándo termine ni qué efectos tendrá. Lo mejor, hasta ahora, es el aislamiento social. Vendrán tiempos difíciles y más vale estar alertas. Pero eso sí, el edificio del Ayuntamiento está bien esterilizado por si se les ofrece ir a pagar algo. Hasta parece broma.