Colaboran empresarios con gobierno, pero exigen incentivos

307
  • El sector empresarial en Cancún se muestra solidario con los gobiernos estatal y municipal.

SERGIO GUZMÁN
CANCÚN, Q. ROO.- El sector empresarial en Cancún se muestra solidario con los gobiernos estatal y municipal, pero también exige incentivos para mitigar los daños causados por la contingencia sanitaria del coronavirus.

Por medio de una carta dirigida al gobernador Carlos Joaquín González y a la alcaldesa de Benito Juárez, Mara Lezama Espinosa, el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) manifiesta su disposición a colaborar con ambas administraciones, y solicita información oficial para prever las acciones a seguir.

“Ante esta crisis sin precedentes, necesitamos estar unidos y trabajar en conjunto con los tres niveles de gobierno. Sabemos que esta situación traerá consecuencias tanto económicas como sociales, y como empresarios estamos dispuestos a hacer nuestra labor para reactivar la economía lo antes posible, sin embargo, necesitamos saber de antemano los estímulos municipales, estatales y federales para nosotros poder prever las acciones que los diferentes sectores podrán implementar en sus empresas”, se señala en la misiva firmada por la presidenta del CCE, Inna Germán Gómez.

A nivel estatal los empresarios piden una declaración formal de contingencia; condonar el pago de impuesto sobre nómina por un periodo de seis meses; condonar el pago de permisos y licencias estatales por un periodo de tres meses y después aplicar el grupo de incentivos propuesto por la Secretaría de Finanzas y Planeación; y, finalmente, agilizar por lo menos un 50 por ciento los tiempos para la obtención de trámites y permisos.

En lo referente al municipio, solicitan la suspensión de requerimiento, multas y recargos en pagos de impuesto predial; condonación del pago de trámites municipales relacionados con los siguientes rubros: construcción e infraestructura, turismo y apertura de nuevos negocios, así como regularización de los actuales.

“Asimismo, les pedimos atentamente ser nuestros portavoces ante las instancias federales para que también ellos tomen medidas contundentes suspendiendo el pago de ISR, el IEPS y las cuotas ante el IMSS para que nos permitan mantener nuestros negocios y conservar nuestra plantilla laboral para que cuando todo esto pase podamos seguir siendo fuentes de empleo para las familias quintanarroenses”.