Perderá la IP turística de Cozumel 700 mdd

328
  • La industria turística de Cozumel podría perder al menos 700 millones de dólares, adelantó su presidente municipal, Pedro Joaquín Delbouis.

RENATA TARRAGONA / AGENCIA REFORMA

Ciudad de México.- Debido a la suspensión de arribos de cruceros y al cierre de hoteles, la industria turística de Cozumel, en Quintana Roo, podría perder al menos 700 millones de dólares, adelantó su presidente municipal, Pedro Joaquín Delbouis.

La pérdida por la cancelación de llegada de cruceros equivale a más de 500 millones de dólares desde mediados de marzo a mayo, mientras que la de hotelería ascenderá a más de 200 millones de dólares durante este mes de inactividad.

“Las acciones para limitar el movimiento de la gente han disminuido el movimiento del turismo, prácticamente es nulo, la actividad turística está casi suspendida, teníamos todavía algo de conectividad en el aeropuerto local, ya dejó de tener vuelos internacionales desde el jueves, y aún tenemos unos pocos turistas en hoteles”, explicó el funcionario.

La única forma para salir del destino e ir a Cancún es abordo del ferry que conecta con Playa del Carmen, el cual redujo de 10 a 2 cruces al día.

Ratifican en Cozumel 12 estímulos fiscales

Precisó que el 70 por ciento de los hoteles de la isla están cerrados y los que permanecen abiertos, en su mayoría de pequeños empresarios en la zona centro, reportan una ocupación menor al 2 por ciento.

Dijo que 80 por ciento de los restaurantes suspendieron labores y el resto ofrece servicio a domicilio.

Destacó que a nivel municipal, se otorgaron estímulos fiscales a petición del Consejo Empresarial del destino.

Principalmente han sido los hoteles grandes con playa los que han decidido cerrar sus puertas, como el InterContinental Presidente Cozumel Resort Spa, que cerró el fin de semana.

Asimismo, el 80 por ciento de los restaurantes han suspendido su labor, los restantes proporcionan servicio a domicilio; desde hace una semana cerraron parques ecoturísticos y la capitanía de puerto suspendió la salida de embarcaciones menores.

Desde el viernes se prohibió la presencia de personas en playas y se realizan monitoreos para revisar que no haya nadie en ellas, afirmó el alcalde.

“Los empresarios locales están acostumbrados a vivir una carencia turística cada 10 o 15 años debido a los huracanes que llegan a la isla, pueden aguantar varios meses, pero preocupa mantener la planta laboral, sí habrá pérdidas y será más difícil sin un apoyo de carácter federal”, admitió.

A nivel municipal, se otorgaron estímulos fiscales a petición del Consejo Empresarial del destino, como descuento del 20 por ciento en el Impuesto Predial del ejercicio fiscal 2020; 10 por ciento menos en el servicio de recolección, transportación, tratamiento y destino final de residuos.

Se otorgó 50 por ciento de descuento en derechos de fisonomía urbana, anuncios, imagen urbana, uso y destino de suelo, remodelaciones y permisos ambientales de operaciones.

Además de un 30 por ciento menos en permisos por uso de la vía pública, descuento de 40 por ciento en el pago de renta de los locales ubicados en Plaza del Sol hasta el 30 de junio, no recargos por contribuciones omitidas durante abril, mayo y junio, entre otros.

Cozumel espera una mejoría para el mes de mayo, que es cuando se prevé que los cruceros reanuden sus itinerarios, o bien durante el verano para la recuperación, en especial, de la oferta turística no regular que vive de comisiones, rentas o ventas de artesanías y depende de este mercado.