Enfrenta Aeroméxico una turbulencia financiera

225
Enfrenta Aeroméxico una turbulencia financiera
  • En el segundo trimestre de este año, Aeroméxico tuvo una pérdida operativa de 23 mil 414 millones de pesos.

 

AZUCENA VÁSQUEZ / AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.- En el segundo trimestre de este año, Aeroméxico tuvo una pérdida operativa de 23 mil 414 millones de pesos, que contrasta con la utilidad operativa de 118 millones 494 mil pesos que registró en el mismo lapso de 2019.

La pérdida operativa obedeció, entre otras cosas, a que los costos de venta de la aerolínea ascendieron a 24 mil 983 millones 523 mil pesos y a que registró una pérdida bruta de 22 mil 375 millones de pesos, de acuerdo con su reporte financiero enviado a la Bolsa Mexicana de Valores (BMV).

Asimismo, su costo integral de financiamiento aumentó 50 por ciento, al ubicarse en 3 mil 127 millones de pesos.

La pérdida operativa de Aeroméxico provocó que registrara un flujo operativo (Ebitda) negativo de 18 mil 734 millones de pesos, que contrasta con el Ebitda positivo de 3 mil 021 millones de pesos, del mismo trimestre del año pasado.

Además, sus ingresos ascendieron a 2 mil 607 millones de pesos, lo que se tradujo en una caída anual de 84.5 por ciento en el segundo trimestre del 2020.

Mientras que su pérdida neta creció 23.8 por ciento anual, al alcanzar los 27 mil 421 millones de pesos.

Pérdida operativa supera los 23 mil 400 millones de pesos

La aerolínea recordó que el 30 de junio pasado inició un proceso voluntario de reestructura financiera bajo el Capítulo 11 de la Ley de Quiebras de Estados Unidos.

“Como parte del proceso de reestructura, Aeroméxico está en proceso de obtener financiamiento para la compañía, dentro del procedimiento del Capítulo 11”, señaló en su reporte.

Por otra parte, calculó que el deterioro de sus activos no financieros será de 14 mil 541 millones de pesos, ante la perspectiva de un proceso prolongado de recuperación de la demanda por la pandemia.

Durante el segundo trimestre de este año, la aerolínea realizó diversas pruebas de deterioro de activos no financieros, que se realizan cuando se presentan eventos o circunstancias específicas que indican que el valor neto en libros de ciertos activos no podrá ser recuperado, por lo que los mismos se ajustan de manera inmediata a su valor de realización, reveló en su reporte.

Entre abril y junio, Aeroméxico registró un ajuste por deterioro en el valor neto de activos intangibles, propiedades y equipo, incluyendo aceleración de depreciación y amortización, por 14 mil 541 millones de pesos.

Adicionalmente, tomó la decisión de reconocer algunos ajustes extraordinarios en sus resultados del trimestre, frente a la incertidumbre generada por los efectos de Covid-19.

Estos efectos, que no representan salidas de efectivo, incluyeron un incremento en el costo estimado de devolución de aviones por mil 910 millones de pesos, así como otros costos operativos por 364 millones de pesos y ajustes en costos financieros e impuestos diferidos sobre la reserva para pérdidas fiscales por 3 mil 185 millones de pesos.

Te puede interesar: Deben Interjet y Aeroméxico 105 mdd al AICM