Acumula retrasos Tren Transístmico

366
Tren Transístmico

 

  • La renovación de 213 km de vías para Tren Transístmico tenía que estar lista en noviembre, pero ahora está prevista para mediados de 2021.

STAFF / AGENCIA REFORMA

CIUDAD DE MÉXICO.-La renovación de 213 kilómetros de vías para el Tren Transístmico, primera fase de uno de los proyectos prioritarios del Presidente Andrés Manuel López Obrador, tenía que estar lista en noviembre, pero ahora está prevista para mediados de 2021.

Se trata de un proyecto modesto comparado con el Tren Maya, ocho veces más largo y 50 veces más caro.

Los cinco contratos para rehabilitar las vías e incrementar la capacidad de carga entre Medias Aguas, Veracruz y Salina Cruz, Oaxaca, fueron adjudicados a principios de febrero a consorcios integrados por más de 20 empresas, que cobrarán poco más de 3 mil millones de pesos.

Pero cuando López Obrador visitó Salina Cruz el 24 de julio le reportaron un avance de 5 por ciento, por falta de permisos de las secretarías de Comunicaciones y Transportes y de Medio Ambiente y de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), amén de protestas de una comunidad por tala de árboles y retrasos por la pandemia de Covid-19.

Según el informe trimestral de la Secretaría de Hacienda al Congreso, al cierre de junio el avance era de 11.9 por ciento, con 894 millones de pesos ejercidos, sobre 3 mil 195 millones presupuestados.

Hay un problema de origen. En mayo, la paraestatal Ferrocarril del Istmo de Tehuantepec (FIT), responsable de la obra, admitió que el proyecto para modificar el trazo de las vías, que corrió a cargo de una empresa contratada por el gobierno de Oaxaca, estuvo mal hecho.

“FIT recibió del Gobierno de Oaxaca el contrato J03-209-02-03-070-00-2019, denominado Estudios, Diagnostico, Proyecto de Rehabilitación y Proyecto de Nuevo Trazado para el Mejoramiento de la Vía Férrea del Istmo de Tehuantepec, mismo que dicha entidad federativa firmó con la empresa Proyeco-Proyectos, Ejecución y Control de Obras”, explicó.

“En los alcances y términos de referencia del contrato citado, no se consideró la observancia y apego a la normatividad mexicana en materia ferroviaria que emite SCT, así como la emitida por la Asociación Americana de Ingeniería Ferroviaria (AREMA), por lo que es indispensable que el proyecto elaborado por Proyeco se dictamine y apegue a la normatividad necesaria para obtener la autorización de SCT”, agregó en las bases de un concurso para corregir el problema.

El concurso fue declarado desierto el 20 de mayo y no hay registro público de que el contrato ya hubiera sido adjudicado.

En enero, la consultora tabasqueña Geolemento había ganado un contrato de 2.7 millones de pesos para presentar la Manifestación de Impacto Ambiental (MIA) a Semarnat.

Sin embargo, la MIA fue autorizada con condiciones. El 9 de julio, FIT tuvo que adjudicar otro contrato de 397 mil pesos a la empresa BGO Consultoría, para elaborar en 20 días los programas ambientales necesarios para el “cumplimiento inicial” de las condiciones de Semarnat.

Te puede interesar: Fallecen por Covid-19  en edad productiva